17 de octubre de 2021 | 11:40
Internacional

Ministros alemanes ven como “adoctrinamiento” usar el lenguaje inclusivo

Markus Söder llamó “adoctrinamiento” a medida tomada por universidades para implementar el lenguaje inclusivo.
Markus Söder, ministro alemán
Compartir en

Los ministros alemanes se han posicionado en contra del lenguaje inclusivo en las universidades, en un momento donde el mundo se debate entre incorporar pronombres neutros o no.

En el caso de Alemania, el pasado agosto 9 universidades publicaron sus nuevas medidas aconsejando a estudiantes emplear el lenguaje inclusivo.

No obstante, ahora el ministro alemán de Baviera, Markus Söder, criticó las nuevas regulaciones lingüísticas en universidades, etiquetándolas como adoctrinamiento.

“Al final del día, no es necesario que se prescriba el lenguaje. No podemos terminar con una especie de ley de género o avisos de violación de género”

Markus Söder, líder del partido Unión Social Cristiana (CSU) en Alemania.

Por ello, ha ordenado una revisión del contenido de las nuevas medidas, asegurando que el lenguaje no puede ser “prescrito” y, por tanto, el lenguaje inclusivo es incorrecto.

Asimismo, dijo que las pautas de las universidades para implementar el lenguaje inclusivo pueden derivar en que los estudiantes se dirijan a sus padres como “padre uno” y “padre dos”.

Finalmente, en Alemania se han acuñado términos como ‘Wählende’ (personas votantes), para dirigirse a los votantes en general, evitando la forma masculina.

“Deberíamos podemos seguir diciendo ‘madre’ y ‘padre’. No tenemos que decir ‘padre uno’ y ‘padre dos’; no quiero que mis hijos me llamen ‘padre dos’”

Markus Söder, líder del partido Unión Social Cristiana (CSU) en Alemania.

¿Qué es el lenguaje inclusivo?

En los últimos años se ha hablado sobre el lenguaje inclusivo como una forma de integrar a todos los sectores de la sociedad en el español.

Sin embargo, la práctica de colocar la “e” como neutral para referirse tanto a hombres, mujeres y personas trans, aún no es claro para todos.

Información proporcionada por el blog de ‘Crehana’ señala que el lenguaje inclusivo es una “practica lingüística” para descentralizar la mirada masculina de este.

Es decir, si bien antes se reconocía el usar la letra “o” como el neutral en el español, también es utilizado para referirse al masculino.

Sin embargo, el hacer uso del lenguaje inclusivo conlleva el colocar una ‘e’ cuando se desea incluir a personas no binarias.