¿Nos dieron Gatell por liebre?

Hugo Lopez Gatell maximo nivel coronavirus
Hugo Lopez GatellTomada de video

López-Gatell ya se pasó de lanza.

El dos de junio, en este mismo espacio, publiqué “¿Qué hacer con López-Gatell?”: “El personaje de la 4T más popular, encima de López Obrador, es el subsecretario de Salud, pero la popularidad no significa precisión, exactitud. La realidad ha rebasado a López-Gatell y, dramáticamente para el país, lo ubicará en su real dimensión: desde el no-uso y sí uso del cubrebocas hasta la cifra de defunciones y el cálculo erróneo.

“(…) La realidad que viene va a desgastar a Hugo López-Gatell. Lo peligroso para la 4T es que se pase de la explicación a la justificación. ¿Qué hacer con López-Gatell? No se trata de purgar, se trata de depurar. La nueva realidad impone una renovada comunicación. En efecto, habrá que trascender el modelo López-Gatell”.

Ayer fue el punto de quiebre de la comunicación social del subsecretario de Salud. Y, como lo preví, pasó de la explicación a la justificación y comprometió la mañanera del presidente López Obrador porque Andrés Manuel tuvo que dedicarle bastantes minutos a justificar la “actualización” de las defunciones.

López-Gatell ya se pasó de lanza. En una entrevista aseguró: “El funcionario declaró a La Jornada que desde la etapa de preparación de la respuesta a la pandemia, específicamente el 27 de febrero, en conferencia de prensa informó sobre el cálculo de especialistas que, en ese momento y sobre la base de que tendríamos una sola epidemia, habría un mínimo de 6 mil decesos; en un punto medio serían 12 mil 500, y un máximo de 30 mil”.

Ya revisé la versión estenográfica de esa rueda de prensa y no encontré esos datos, a menos de que yo haya fallado en mi búsqueda. Nunca se dijo el 27 de febrero que habría un máximo de 30 mil decesos. Más aún, los medios de comunicación divulgaron el 4 de mayo sus estimaciones:

“Sobre la estimación de mortalidad, sigue siendo la que hemos proyectado. Ahorita tenemos dos mil 271 personas que han perdido la vida por COVID y estamos cerca del punto medio de la curva epidémica. En el descenso de la curva podemos tener las otras más o menos dos mil o tres mil, y con ello ya tendríamos casi seis mil o cinco mil 271 si lo ponemos nada más así, simplemente agregando tres mil más”.

Los pronósticos se diluyeron con la realidad. Por eso, en una entrevista reciente con AFP, antes de la reactivación económica, López-Gatell le aventó la bolita a los gobernadores: “Si mañana gobiernos estatales empiezan a tomar actitudes demasiado libertinas respecto al desconfinamiento, a lo mejor ese 30 mil se nos va más para arriba”.

Ahora el subsecretario se saca de la chistera no un conejo, ni siquiera una liebre, sino una comisión: “Instalamos desde hace varias semanas una Comisión Técnica que, específicamente, está revisando métodos complementarios para identificar la mortalidad no observable”.

Una “mortalidad no observable” que se observa con la actualización. ¿Y los cálculos, entonces, de qué nos sirven? ¿Acaso no pueden revisar cotidianamente las actas de defunción del país? ¿Qué tétrica actualización nos espera en las próximas semanas? Hay defunciones por coronavirus que se dieron desde abril y no habían sido registradas, este rezago nos dice que la estrategia ha fallado porque, ¿cómo tomar decisiones eficaces en una emergencia médica con información sesgada? ¿Se tomó la decisión de acabar con la fase de la sana distancia desconociendo estos datos? ¿Se tomó la decisión de la reactivación económica desconociendo esos datos?

En su conferencia mañanera de hoy el presidente acusó a medios de comunicación de falta de profesionalismo, ¿no se le puede acusar al doctor Hugo López-Gatell de lo mismo? Cuando la justificación desplaza a la explicación, algo anda mal. El margen de error de 20 mil muertos es un margen de horror… ¿Nos han dado Gatell por liebre?

0
comentarios
Ver comentarios