22 de septiembre de 2021 | 04:12
Negocios

Kekén, empresa porcina mexicana, no tiene relación con imágenes de aguas enrojecidas

Kekén ha recibido denuncias por contaminación pero en realidad las imágenes realizadas corresponden a otros lugares.
Kekén
Compartir en

México.- Una investigación de AFP Factual demostró que los señalamientos contra la empresa mexicana de productos porcinos, Kekén, no tienen nada que ver con sus instalaciones.

Luego de que se difundieran mensajes en redes sociales afirmando que los residuos de la empresa generan contaminación con sangre y desechos en el agua y cenotes, se demostró que los materiales audiovisuales corresponden a investigaciones en otras regiones como Chetumal, en Quintana Roo e incluso otros países como Estados Unidos.

Kekén afirma que tienen procesos para tratar aguas residuales

Rodrigo Cejudo Valencia, gerente de Relaciones Institucionales de Kekén, dijo a AFP que los procesos de la empresa en la que trabaja tienen incluyen sistemas de tratamiento de aguas residuales.

El representante explicó que el tono rojizo que se percibe en el agua tratada se debe al sistema de tratamiento por el proceso anaeróbico y la temperatura de la región, por lo que en otros lugares más fríos suelen ser más oscuros.

Kekén convierte la sangre en harina

También afirmó que no se trata de sangre pues las plantas procesadoras están muy alejadas de las granjas y la sangre es convertida en harina por lo que no hay ningún vertimiento al la tierra o agua. La harina de sangre es parte de los productos que comercializan.

Reportes y estudios señalan a Kekén con fotografías de otros países

A pesar de ello, reportes de organizaciones como Greenpeace o Mercy For Animals señalan a Kekén.

De la misma manera se incluye a la empresa en estudios como ‘Contaminación del acuífero maya’, que elaboró la Fundación para el Debido Proceso, entre otros.

Fotos viralizadas contra Kekén

En la investigación que realizó AFP Factual mediante búsqueda inversa, encontró que la foto de una laguna y granja que se ha viralizado corresponde a una entrada en un blog de Brasil que hace referencia a una empresa de productos porcinos de Estados Unidos

El material es parte de un video del cineasta Mark Devries y se encuentra en la cuenta de YouTube del documental Speciesism: The Movie del 17 de diciembre de 2014.

El sitio original es una granja de productos de cerdo de la empresa Smithfield Food, ubicada en Carolina del Norte en Estados Unidos, es decir no corresponde a México, ni a Kekén.

Otra de las fotos viralizadas es una laguna roja entre árboles que en realidad es una entrada del Daily Mail publicada el 14 de julio de 2016 con el título Lago de Sangre.

El artículo hace referencia a cerdos sacrificados pero no en Yucatán sino en Chetumal, Quintana Roo. De acuerdo con AFP Factual, Alasdair Baverstock, autor de ese reportaje, confirmó que él tomó la fotografía en dicho lugar y no mencionó alguna responsabilidad de la empresa Kekén.

Una tercera foto salida de agua roja, también viralizada, proviene de un artículo del 24 de abril de 2020 en un sitio de noticias sobre el condado de Lancashire, en Inglaterra.

La fotografía tiene el crédito de Gemma Clark, una residente de ese condado, quién también confirmó AFP que tomó las imágenes y vídeos de sangre y restos de animales que han sido arrojados al río Limy Water, cerca de la granja Dunnocshaw a través de una compuerta subterránea.