Volvo Cars ha abierto un nuevo centro de pruebas de software de última generación en Gotemburgo, Suecia.

Estas instalaciones, que tienen un tamaño de 22 mil metros cuadrados y representa una inversión inicial de 26 millones de euros, es el nuevo buque insignia de la red de centros de ingeniería y centros tecnológicos de la sueca Volvo Cars en todo el mundo.

En sí, el centro de pruebas de software de Gotemburgo está diseñado para apoyar el desarrollo y la prueba de software para los futuros automóviles Volvo, que están cada vez más impulsados por la tecnología.

Y es que, los vehículos eléctricos, como el SUV insignia EX90, dependen de software avanzado para funciones como la asistencia al conductor y la conducción autónoma.

[object Object]

Volvo Cars, toda una labor global

Los desarrolladores de todos los sitios de ingeniería y centros tecnológicos globales de Volvo Cars pueden ejecutar pruebas de software de forma remota, las 24 horas del día, los 365 días del año.

En el arranque, el centro de pruebas de software de Gotemburgo emplea inicialmente a unas 100 personas, cifra que se espera que crezca hasta 300 una vez que el centro de pruebas esté funcionando a plena capacidad.

Con el tiempo, el un nuevo centro de pruebas de software de última generación en Gotemburgo, Suecia, albergará alrededor de 500 equipos de prueba y entornos de prueba digitales.

Sin duda, el centro de pruebas de software de Gotemburgo es un ejemplo del compromiso de Volvo Cars con la innovación tecnológica.

La compañía ha invertido fuertemente en el desarrollo de software en los últimos años, y el nuevo centro de pruebas es un paso importante en este esfuerzo.

[object Object]

Los beneficios del nuevo centro de pruebas de software de Volvo Cars

El nuevo centro de pruebas de software de Volvo Cars ofrece una serie de beneficios, entre los que se incluyen:

  • Mayor capacidad de pruebas: es el más grande de la red de Volvo Cars, lo que permite a la compañía probar más software en menos tiempo.
  • Mayor flexibilidad: está equipado con una variedad de equipos y entornos de prueba, lo que permite a Volvo Cars probar software en una variedad de condiciones.
  • Mayor eficiencia: está automatizado en gran medida, lo que permite a Volvo Cars probar software de manera más eficiente.

Estos beneficios ayudarán a Volvo Cars a garantizar que sus futuros automóviles sean seguros, confiables e innovadores.