Diversidad

Muere Robina Asti, activista trans y piloto de la II Guerra Mundial

Robina AstiTomada de Video

Robina Asti, activista trans y piloto de la Segunda Guerra Mundial, murió a los 99 años de edad en su casa de California

A los 99 años murió Robina Asti, una activista trans y piloto de la Segunda Guerra Mundial. La mujer falleció el pasado 12 de marzo en su casa de San Diego, California. Durante su larga carrera militar, Robina obtuvo la victoria de dos batallas, sirviendo como piloto de guerra.

Luego de retirarse de la milicia, Robina Asti demando a la Administración del Seguro Social cuando se negaron a pagar los beneficios de sobreviviente como viuda trans.

Robina Asti se declaró trans a los 40 años 

Robina Asti nació en 1921, pero debido a la época, durante su juventud nunca pudo manifestar la sensación de que su género era diferente. Fue hasta los 40 años, después de la trágica muerte de su hijo de 9, que Robina se declaró trans.

En una entrevista, Robina Asti comentó que una vez que hizo su cambio, se convirtió en una mujer en cuerpo, alma y mente. Luego de su transición, Asti y su entonces esposa se divorciaron bajo buenos términos. 

Algunos años después, Robina Asti conoció en un bar a su futuro esposo, Norwood Patton. La pareja se casó en 2004.

“Fue una relación maravillosa. Fue, sin duda, el mejor momento de mi vida”Robina Asti

A los 98 años, Robina Asti fundó ‘Cloud Dancers Foundation’

Cuando su esposo Patton murió a los 97 años, en 2014, Robina Asti solicitó los beneficios de viuda de la Administración del Seguro Social. Después de esperar un año, se le negó el seguro debido a que no era legalmente mujer cuando se casó con Patton.

Fue a los 92 años cuando Robina Asti comenzó a luchar por sus derechos. Ella comenta que quería ganar el caso no por el dinero, sino por un acto de humanidad. Luego de ganar la demanda, marcó un precedente importante que obligó al gobierno a reescribir sus políticas para otorgar los beneficios de sobrevivientes para las viudas que son trans.

A los 98 años, Robina Asti fundó ‘Cloud Dancers Foundation’, una organización sin fines de lucro que apoya a "miembros invisibles de la población LGBTI" y conecta a personas trans de distintas generaciones. 

En una entrevista para la revista ‘Out’, el nieto de Robina Asti, Erik Hummell, asegura que "Cloud Dancers Foundation" se encontraba trabajando para recaudar 2 millones de pesos para celebrar la vida de su abuela.

La muerte de Robina Asti fue confirmada por su hija Coca Astey.