Opinión

Menos es más

Beatriz Paredes, ex dirigente nacional del PRI, intercambió experiencias y opiniones con los candidatos del PRI Tamaulipas.
Beatriz Paredes Rangel en Tamaulipas
Compartir en
abril 26, 2021 a las 18:08 CDT

AMLO y Paredes coinciden en Tamaulipas

El presidente Andrés Manuel López Obrador y la senadora Beatriz Paredes Rangel, coincidieron en Tampico, Tamaulipas; ambos guardaron silencio pero no estuvieron juntos. Empáticos y sobradamente respetuosos al episodio político que marcará precedente en la vida pública de México.

Quizás tan importante que la misma elección de 2021, es la intención de desafuero solicitada por la Fiscalía General de la República (FGR), en contra del gobernador de Tamaulipas, Francisco Javier García Cabeza de Vaca.

Si la comisión instructora de la Cámara de Diputados, falla en su contra y el Congreso valida lo determinado, será el primer gobernador en funciones desaforado; si las cosas resultan a su favor, hasta el mismo Enrique Alfaro, estaría haciendo como dicen en mi pueblo, "chile con la cola", y bueno, que decir de sus adversarios.

Una ala del morenismo tamaulipeco, filtró que AMLO, pactó con Cabeza de Vaca, y este entregará Tamaulipas, solo que no está en juego la gubernatura, no por ahora. Otros obradoristas más rencorosos con el PRI, vociferan diciendo que Beatriz Paredes Rangel, reunió a los priístas para indicarles que operen a favor de los candidatos de Morena ¡puf! Es una pena, ni en eso se ponen de acuerdo los AMLOVERS, no dan una.

Aún faltan lunas para el 6 de junio y los hijos de Mario Delgado, están pensando en quién se quedará con la candidatura a gobernador de Tamaulipas. Hablan de “pactos”, cuando ni siquiera tienen palabra; que el pacto de McAllen, que el de Miramar... Y los que se sigan sumando.

La única verdad es que López Obrador, fue respetuoso con la veda electoral y el proceso de desafuero que enfrenta el panista Cabeza de Vaca; el presidente guardó silencio sepulcral en su visita exprés a la refinería “Francisco I. Madero”, de Tamaulipas en Tampico.

Por su parte, Beatriz Paredes Rangel, ex embajadora de México en Cuba y con el mismo cargo en Brasil, fue sobradamente respetuosa y empática con las millones de familias víctimas del coronavirus, pues apegada a la nueva normalidad, evitó las aglomeraciones.

La también ex dirigente nacional del PRI, intercambió experiencias y opiniones con los candidatos del PRI Tamaulipas, específicamente con su amiga Paloma Guillén, candidata a la presidencia municipal de Tampico y sus compañeros de fórmula a las diputaciones federales, aspirantes al congreso local y candidatos a regidores.

Por ahora a redoblar esfuerzos, respetar el exhorto de la Secretaría de Salud, y a esperar que tengamos una campaña de propuestas, sobre todo en materia económica pues la criss que desató el Coronavirus y la cerrazón del gobierno central, así lo exigen.

Por el bien de todos, deseamos que así sea.

davidcastellanost@hotmail.com