Coahuila

Mujer torturó a su hija; la sentencian a 4 años de prisión en Coahuila

La mujer torturó a su hijaCuartoscuro

El juez determinó que la mujer torturó a la niña quemándole las manos. Además, la víctima tenía marcas de golpes en 80 por ciento de su cuerpo. 

Una mujer fue sentenciada a 4 años de prisión por el delito de violencia familiar en contra de su hija de 5 años, a quien torturó quemándole las manos. Los hechos ocurrieron en Saltillo, Coahuila.

Este jueves 20 de enero, en un juicio de procedimiento abreviado, un juez determinó culpable a la mujer, identificada como Paloma, de 23 años, por el delito de violencia familiar, de acuerdo con el diario Vanguardia.

El juez estableció determinó una sentencia para la mujer de 4 años con 9 meses de prisión y una multa de 40 mil pesos por el concepto de reparación de daño.

Una conocida denunció a la mujer

En mayo de 2020, Paloma puso las manos de su hija de 5 años en un comal caliente, como parte de un castigo. Posteriormente, la mujer le curó las lesiones provocadas y la amenazó con volverlo a hacer si la desobedecía de nuevo. Los hechos ocurrieron en un domicilio de la colonia Independencia, Saltillo.

Sin embargo, una persona cercana se percató de que la niña tenía lesiones en las manos. Por ello, realizó una denuncia y se abrió una carpeta de investigación en junio, en contra de Paloma.

La mujer fue detenida en junio y estuvo privada de la libertad por un día en el Centro Social Femenil de Saltillo. En su audiencia de control de detención, fue vinculada a proceso por el delito de violencia familiar y el juez le impuso la medida cautelar de brazalete electrónico.

La mujer golpeó constantemente a su hija

De acuerdo con las investigaciones de la Procuraduría para los Niños, Niñas y Familia, la mujer comenzó a maltratar a su hija con golpes, sin embargo, las agresiones fueron siendo más fuertes, hasta que le quemó las manos “porque no le hacia caso”, informó Vanguardia.

Luego de la detención de la mujer, la niña fue trasladada a un centro del DIF. El Ministerio Público determinó que la niña tenía marcas de golpes en el 80 por ciento de su cuerpo.