Parálisis Política. El Pejepan

Ricardo Anaya
Ricardo AnayaInternet

 

Ricardo Anaya se presentó a debatir en contra de un gallo muerto a quien habían apedreado durante el día, se ensalzó en contra de él y todavía festejó haber triunfado en el debate en contra de Beltrones. Luego se presenta en un debate ante otro gallo muerto como era el ex secretario de hacienda Luis Videgaray, con un recién estrenado presidente del PRI, claro su participación de primer nivel, buena argumentación en sus comentarios, agresivo y con carácter, no importa que el gallo esté casi muerto, no es su culpa.

El caso es que no se presentó al debate que lo invitó Carlos Loret de Mola con sus compañeros de partido, dos aspirantes a la candidatura  del PAN a la presidencia de la república, Margarita Zavala y Moreno valle, además  el ex presidente del partido Gustavo Madero. Anaya podrá argumentar compromisos previos o asuntos más importantes que atender por no haber asistido, incluso puede ser que piense que los tres no están a su altura y no los quiso vapulear públicamente, no, sabía que los tres opinarían en contra de él, digamos que se siente el aspirante a vencer, pero en realidad no se presentó para evitar la presión de tener que hablar de método a utilizar para la elección del candidato del PAN a la presidencia de la república.

Ricardo Anaya ya tiene su método de selección del candidato a la presidencia de la república por parte del partido, les guste o no les guste, él ya lo tiene y así será si los consejeros no le ponen un alto o si los consejeros ya se vendieron, a Ricardo Anaya le vale una reverenda miaja lo que piensen los demás, el método que a él le conviene y que le da legitimidad es aquel que pueda controlar a su favor o aquel que ya controla que es el de la limitada militancia, su método es el de mantener la afiliación cerrada, el que él tiene controlado es el método de haber dado de baja a miles de panistas para mantener única y exclusivamente a los que controla, para ser más claros , es más fácil controlar el 50% más 1 de 280 mil miembros que de 1 millón de afiliados que eran los que tenía el PAN antes de echar a andar la podadora.

El punto de control de miembros activos implica trabajar sobre 140 mil afiliados más 1, entre 32 estados proporcionalmente son 4,375 miembros,  para dar un ejemplo más claro, en Campeche hay un padrón de 3700 miembros aproximadamente, en la elección del estado para definir al presidente del partido, la candidata ganadora apoyada por Ricardo Anaya recibió 1800 votos contra 1200 del candidato perdedor, el pequeño detalle que es un secreto a alta voces,  y grabado y documentado de cuando los operadores de la candidata Yolanda Valladares, Hermilo Arcos, Jorge (junior) Nordhausen iban con la gente a ofrecerles dinero para votar por ella, en el caso de Junior a mí personalmente me lo platicó  de  cómo operaba la candidata Yolanda Valladares en cuanto a la compra de votos.

Solo que aquí no solo dejaron evidencia, además se burlaron con las evidencias, unas grandes cantidades de votos fueron marcados con códigos con las iniciales coincidentemente de los operadores de la candidata y un número, esos códigos con número solo fueron marcados en favor de la candidata. Un sistema más sofisticado que el que regularmente ha venido utilizado el PRI. Eso fue reportado al CEN como evidencia de compra de votos pero en el CEN dejaron pasar la impugnación, Ricardo Anaya se hizo como el tío Lolo, a pus más o menos como ahorita que no fue al debate con Loret de Mola.

Esa es la forma en que puede operar el que es dueño del padrón del partido, no sería lo mismo con el doble o triple  de afiliaciones, porque sería difícil identificar a los posibles votos para comprar, además que nadie se arriesgaría con tanto dinero. No es lo mismo comprar a 140 mil votos más 1 que comprar 360 mil votos más 1, además de que de esos 140 mil muchos son operadores regulares, que se han estado beneficiando contantemente, ya sabe los lidercillos que viven de esto.

Ricardo Anaya no ha dado muestras de su honestidad, tan no ha dado muestras de honestidad que en la historia del partido ningún presidente en funciones ha aspirado a ser el candidato del partido desde 1939, y Ricardo ni dice sí ni dice no, sino todo lo contrario pero en su ética solo ha mostrado sus ansias de ser el candidato del PAN a la presidencia de la república, de eso no hay duda,  tanto así que su campaña de spots por televisión, están dirigido a los mexicanos promoviéndose él como la alternativa de México para corregir el rumbo del que el presidente guapo ha tomado, es él a través del PAN que lo puede conseguir, es él quien se presenta como el orquestador de los triunfos del PAN en las pasadas elecciones, sabe y está consciente que eso no es cierto y que si ganó el PAN fue por el voto de castigo que el pueblo dio al PRI y sabe perfectamente que ese voto de castigo se repetirá en la próxima elección del 2018 por eso él sabe que debe estar ahí.  No hay peor tramposo que el que se esconde y hace como que se deja ver, como aquella vez que Ricardo Anaya no se dejó ver en la foto oficial en el debate contra Javier Corral como es,  pero sí se dejó ver subido en un banquito para disimular sus complejos de tamaño. Quien con eso tan simple te quiere engañar, robarse la contienda interna no le va a costar ningún trabajo, para eso es él el dueño del partido, para qué se dejaría ver con Loret de Mola frente a Madero que está buscando cobrársela, frente a Margarita Zavala que es puntera en las encuestas y frente a Moreno Valle que es líder en cuanto a desempeño de gobierno a nivel estatal, si ya se dejó ver frente a dos gallos “death”, algo así como un “PEJEPAN”.

Don Julio, hablemos de política.

 

0
comentarios
Ver comentarios