Opinión

Así nos ven en el Congreso de Estados Unidos

Hasta las restricciones de la pandemia, México había recibido adultos no mexicanos expulsados por funcionarios estadounidenses.
Compartir en
Por Javier TreviñoApril 10, 2021 at 1:29 am CDT

Hace falta una estrategia integral de diplomacia pública para fortalecer la imagen de México.

La Biblioteca del Congreso es un acervo extraordinario dedicado a servir a los miembros del Congreso de los Estados Unidos. El Senador Robert LaFollette y el Representante John M. Nelson de Wisconsin encabezaron el esfuerzo para establecer una unidad de referencia especial dentro de la Biblioteca.

En 1914, el Congreso de Estados Unidos aprobó una ley para establecer un departamento separado, dentro de la Biblioteca del Congreso. El presidente Woodrow Wilson firmó el proyecto de ley que dio origen al Servicio de Referencia Legislativa para responder las solicitudes de información y atender las necesidades del Congreso.

Durante más de 50 años, este departamento ayudó al Congreso principalmente proporcionando datos y publicaciones y transmitiendo investigaciones y análisis realizados por otras agencias gubernamentales, organizaciones privadas y académicos.

En 1970 el Congreso cambió el nombre de la agencia a Servicio de Investigación del Congreso (Congressional Research Service, CRS) y amplió significativamente sus obligaciones estatutarias. Su misión es servir al Congreso con la más alta calidad de investigación, análisis, información y consulta confidencial para apoyar el ejercicio de sus funciones legislativas, representativas y de fiscalización.

Junto con otras dos agencias de apoyo, la Oficina de Presupuesto del Congreso y la Oficina de Rendición de Cuentas del Gobierno, el Servicio de Investigación del Congreso ofrece investigación y análisis sobre todos los temas actuales.

Los analistas de CRS trabajan exclusivamente para el Congreso, brindando asistencia en informes, memoranda, sesiones informativas personalizadas, seminarios, presentaciones grabadas digitalmente, información obtenida de bases de datos gubernamentales y no gubernamentales y consultas en persona y por teléfono. Este trabajo se rige por requisitos de confidencialidad, puntualidad, precisión, objetividad, equilibrio y no partidismo.

Pues bien, en estos días, si un Congresista o Senador quiere saber algo sobre México y los desafíos para los formuladores de políticas públicas estadounidenses en 2021, consultará el informe de Clare Ribando Seelke, especialista en asuntos latinoamericanos del CRS, que publicó actualizado el 25 de marzo, aquí

Cualquier legislador podrá enterarse ahí que México es un importante socio comercial y vecino de Estados Unidos, que podría desempeñar un papel clave para abordar algunos desafíos que enfrentan los formuladores de políticas estadounidenses. Y que en la reunión virtual del 1 de marzo, el presidente Andrés Manuel López Obrador y el presidente Joe Biden se comprometieron a colaborar en temas de migración bilateral y regional, trabajar juntos en la respuesta y recuperación ante el Covid-19 y cooperar en materia de seguridad.

Los legisladores que quieran saber más sobre México también encontrarán 12 puntos sobre migración, 10 sobre la pandemia y la recuperación económica y 10 sobre la lucha contra las drogas.

Migración:

1. En la reunión de alto nivel México-Estados Unidos, del 23 de marzo, se abordaron las causas fundamentales de la migración y se determinaron los pasos que México podría tomar para interceptar algunos flujos migratorios con destino a Estados Unidos.

2. El presidente Joe Biden pidió a México que acepte a las familias migrantes expulsadas bajo las restricciones actuales relacionadas con la pandemia en el procesamiento de asilo.

3. Lo anterior contrasta con el enfoque de la Administración Trump, que restó importancia a las preocupaciones por los derechos humanos y la corrupción en favor de un enfoque limitado en el control de la migración.

4. El CRS subraya que, bajo la amenaza de los aranceles estadounidenses, la administración de López Obrador acomodó los cambios en la política de asilo y en la frontera de Estados Unidos que trasladaron la carga de interceptar a los migrantes y acoger a los solicitantes de asilo de Estados Unidos a México.

5. Defensores de los derechos humanos expresaron serias preocupaciones sobre las políticas estadounidenses y si México tenía recursos limitados para disuadir y acoger principalmente a migrantes centroamericanos.

6. El presidente Joe Biden ha anunciado acciones ejecutivas sobre inmigración, muchas de las cuales revisan las políticas restrictivas implementadas por la Administración Trump. Propuso un proyecto de ley de reforma migratoria integral, la Ley de Ciudadanía de los Estados Unidos (S. 348 / H.R. 1177).

7. Como el principal país de origen de inmigrantes no autorizados en los Estados Unidos, México recibió 40 mil millones de dólares en remesas en 2020.

8. La Administración de Joe Biden ha pedido ayuda a México para asegurar sus fronteras, ya que el aumento de migrantes de Centroamérica está abrumando la capacidad de procesamiento de las agencias estadounidenses en la frontera suroeste.

9. Hasta las restricciones de la pandemia, México había recibido adultos no mexicanos expulsados por funcionarios estadounidenses.

10. México no ha aceptado a niños y familias no acompañados no mexicanos en algunos puertos de entrada debido a una reforma de su ley de inmigración que entró en vigencia en enero. La reforma prohíbe a México detener a niños, acompañados o no acompañados, en centros de detención de inmigrantes, requiriendo que en su lugar vayan a refugios para niños.

11. En medio de una profunda recesión y austeridad presupuestaria, México tiene una capacidad limitada para cumplir con estos objetivos. Pero, al parecer, no ha protegido a algunos migrantes de los abusos ni ha respondido al aumento del tráfico de extranjeros.

12. Se ha instado a los legisladores estadounidenses a reforzar el sistema de asilo de México, alentar la inversión mexicana y estadounidense en Centroamérica y garantizar el bienestar de los migrantes que esperan los procedimientos migratorios estadounidenses en México a medida que se eliminan los Protocolos de Protección Migratoria (MPP). Otros han pedido la restauración del MPP, que requería que los migrantes no mexicanos esperaran sus procedimientos de inmigración en México, y establecía otras restricciones a la migración.

Pandemia y recuperación económica:

1. Con más de 199,627 muertes al 25 de marzo de 2021, México tiene el tercer número más alto de muertes por Covid-19 en todo el mundo.

2. La respuesta a la pandemia del gobierno mexicano ha sido ampliamente criticada.

3. Mientras que los brotes de influenza anteriores llevaron a la creación de marcos de cooperación sanitaria bilaterales entre Estados Unidos y México y trilaterales (con Canadá), Covid-19 ha revelado nuevos desafíos.

4. Los retos incluyen cómo garantizar la estabilidad de las cadenas de suministro y la seguridad de los trabajadores empleados en industrias esenciales, coordinar el cierre de fronteras, difundir investigaciones e información y asegurar el suministro de vacunas.

5. El 19 de marzo de 2021, el mismo día que México cerró su frontera sur, Estados Unidos anunció que compartiría 2.5 millones de dosis de las vacunas Covid-19 de Astra Zeneca con México.

6. Las perspectivas para la economía de México, que decreció 0.3% en 2019 y 9% en 2020, siguen siendo inciertas.

7. El gobierno mexicano ha dedicado menos del 1% del producto interno bruto a medidas de estímulo económico, y no se espera una cobertura generalizada de vacunas hasta mediados de 2022.

8. México busca aprovechar el Tratado de Libre Comercio entre Estados Unidos, México y Canadá (T-MEC) para atraer a los inversionistas a trasladarse desde China, pero algunos inversionistas siguen preocupados por el mal clima de inversión de México bajo la presidencia de López Obrador.

9. Algunos observadores señalan que el compromiso de los presidentes Joe Biden y López Obrador de reiniciar un diálogo económico de alto nivel (que se inició en la era de Obama) es positivo para la cooperación económica.

10. No obstante, los problemas de implementación relacionados con las disposiciones laborales del T-MEC, las disputas comerciales y las preocupaciones de los Estados Unidos de que las políticas energéticas de México puedan violar el T-MEC podrían obstaculizar las relaciones económicas bilaterales.

Lucha contra las drogas:

1. La cooperación de seguridad entre Estados Unidos y México se ha expandido significativamente bajo la Iniciativa Mérida, un programa de Estados Unidos de asistencia antidrogas y del Estado de Derecho a través del cual el Congreso ha proporcionado 3 mil 200 millones de dólares a México desde el año fiscal 2007.

2. Las relaciones han sido tensas desde el arresto estadounidense en octubre de 2020 del exministro de defensa mexicano Salvador Cienfuegos por cargos de tráfico de drogas.

3. Estados Unidos finalmente acordó liberar a Cienfuegos en México, donde las autoridades retiraron todos los cargos en su contra en enero de 2021.

4. El Congreso de México promulgó una legislación que limita las operaciones antinarcóticos de Estados Unidos en México.

5. La Evaluación Nacional de Amenazas de Drogas 2020 de la Administración de Control de Drogas, emitida en marzo de 2021, afirma que las organizaciones mexicanas de narcotráfico son "cada vez más responsables de producir y suministrar fentanilo al mercado estadounidense".

6. En medio de la creciente demanda estadounidense durante la pandemia, la violencia relacionada con el tráfico de drogas se mantuvo elevada en México, incluso cuando la violencia y el crimen disminuyeron en otros países.

7. El aumento de las sobredosis en Estados Unidos y el narcotráfico y los homicidios relacionados con el crimen organizado en México, combinados con las tensiones actuales en las relaciones, han llevado a muchos a cuestionar la eficacia de la Iniciativa Mérida.

8. Muchos expertos afirman que los esfuerzos antidrogas anteriores han fracasado y se necesitan nuevas estrategias, pero la desconfianza mutua y las nuevas regulaciones que rigen la forma en que los agentes estadounidenses operan en México podrían limitar las opciones de políticas.

9. Si bien el gobierno de López Obrador probablemente acogería con agrado los mayores esfuerzos de Estados Unidos para combatir el tráfico de armas o el lavado de dinero, podría dudar en aceptar los intentos de Estados Unidos de ayudar a mejorar la estrategia de seguridad que es liderada por el ejército de México o el historial de violación de derechos humanos.

10. Algunos analistas sugieren esfuerzos de fomento de la confianza para reparar las relaciones de seguridad a través de un diálogo de seguridad de alto nivel; otros sugieren un enfoque unilateral de Estados Unidos, que implica nuevas acusaciones de funcionarios mexicanos, la suspensión de parte de la ayuda de la Iniciativa Mérida y la suspensión de las extradiciones a México.

Así nos ven desde el Congreso de los Estados Unidos. Ante la dura realidad, no basta con acudir a los principios tradicionales de la política exterior de México. Hace falta una estrategia integral de diplomacia pública para fortalecer la imagen de México.