Columnas

El origen del color verde en el pañuelo del movimiento feminista

Marcha por interrupción legal del embarazoArchivo

Surgió en la Argentina, en 2018, aunque sus antecedentes se dan con el movimiento #NiUnaMenos,

Mucho se ha presenciado, en las marchas de los movimientos feministas (incluyendo los más radicales), el uso de pañuelos verdes por parte de quienes protestan.

Al respecto, se han dado varias interpretaciones al del porqué ese color. Algunos han señalado que el verde se trata de un color relacionado con el ecologismo.

Sin embargo, su origen, más bien, se dio por descarte. Efectivamente, surgió en la Argentina, en 2018, aunque sus antecedentes se dan con el movimiento #NiUnaMenos, que desde 2015 hacía protesta por los feminicidios. Ya para entonces el color característico del movimiento feminista era el morado (o violeta), que fue tomado como símbolo por los movimientos de las “sufragistas” (correspondiente a la “primera ola” del feminismo, a inicios del siglo XIX, que buscaba en Estados Unidos e Inglaterra la igualdad de derechos de votación entre hombres y mujeres); además, se cuenta que, durante uno de los hechos simbólicos de la lucha feminista, la huelga realizada por las mujeres en una fábrica textil de Estados Unidos en 1908, el dueño de aquella empresa (la algodonera Cotton New York) prendió fuego al edificio donde laboraban las trabajadoras, lo que provocó la muerte de 129 mujeres que estaban encerradas en la fábrica, señalándose que el humo que salía de la fábrica y se podía ver a kilómetros de distancia era precisamente de color violeta. Y, desde ahí fue este -el morado- el color característico y transversal del feminismo.

Pero, en 2018 se discutió en el Congreso argentino la despenalización del aborto (que, finalmente, en ese entonces fue rechazada), las activistas pro-aborto decidieron portar pañuelos verdes, que representaban los derechos sexuales y reproductivos (correspondientes a la actual “ola” feminista). Aquello, como dijimos, fue una elección de descarte. En una entrevista para el periódico argentino La Nación, en 2018, Miranda González Martin, antropóloga e integrante de la campaña por el aborto legal, señaló: “El violeta es el color del feminismo y está muy extendido; el naranja lo suele usar la Iglesia; el rojo los partidos políticos de izquierda y el azul lo ha usado históricamente el justicialismo peronismo. En ese espectro de colores visibles, el verde era un color que no estaba usado”; además, el uso de un pañuelo fue un guiño al histórico símbolo de las Madres de la Plaza de Mayo, histórica agrupación de familiares de las víctimas de desapariciones forzadas durante la dictadura militar en Argentina, que usan pañuelos blancos. De ahí el pañuelo verde se masificó a nivel mundial, como símbolo de la lucha actual de las mujeres, dando origen a la llamada “marea verde”.

En resumen, podemos señalar que, aunque masificado, el uso de los pañuelos verdes (y, por tanto, la llamada “marea verde”) representa a una parte del movimiento feminista, aquel que reivindica los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres.