Buscarán padres de Celeste Fernández una sentencia absolutoria

Por David Fernández Hummel

México, 28 Jul. (Notimex).- Horacio Fernández y Susana Babio buscarán una sentencia absolutoria para ver libre a su hija Celeste Fernández, acusada de envenenamiento con sulfuro de amonio en contra de la actriz venezolana Gabriela Spanic.

En conferencia de prensa y acompañados de sus abogados Alejandro Rocha y César Enríquez, los padres de la joven destacaron que apelarán por esa vía ante la debilidad de las pruebas de la señora Spanic.

Además, argumentaron algunas irregularidades en que cayó el juez Enrique Juárez Saavedra, quien la sentenció a ocho años de prisión y desestimó incluso la investigación médica sobre las consecuencias corrosivas de una sustancia química como el amonio.

Tanto Horacio Fernández como su cónyuge, quienes viajaron desde Argentina para luchar por la libertad de su hija, confiaron plenamente en la justicia mexicana y en que tarde o temprano la sociedad y la familia artística darán cuenta de la mente torcida que tiene la venezolana.

Aseguraron que cerca de un año de tener pláticas directas con su hija, que se encuentra recluida en el reclusorio femenil de Santa Martha Acatitla, ésta les confesó una serie de atrocidades, desde el sometimiento hasta la privación de la libertad e insinuaciones sexuales, de que era objeto por parte de la misma actriz.

Luego de enumerar tres situaciones anómalas en las indagatorias, dos de ellas, la negación de las autoridades a someter las ampolletas de amonio encontradas tanto en la habitación de María Celeste como en su bolso, a la prueba de dactiloscopia.

Los papás de la "presunta culpable", luego de unas vacaciones en Argentina para estudiarlas bajo la prueba de dactiloscopia, como la calificó el abogado Alejandro Rocha, destacaron que las autoridades encargadas de ello sólo revisaron la composición química de la sustancia, negándose a buscar una huella dactilar de cualquier otra persona que las hubiera puesto allí.

Subrayaron que su hija padeció de unos celos enfermizos por parte de la actriz, con un tono elevado de obsesión cuando ingería bebidas alcohólicas y perdía contacto con toda realidad.

Además de maquinar ataques contra sus compañeros de trabajo (actores) que veía la misma Spanic como competencia laboral: "Nos queda claro que la señora sufre de bipolaridad, de esquizofrenia y delirio de persecución".

Incluso, aseguraron que la actriz amenazaba en forma constante a María Celeste con que le devolviera todo lo que le había dado, desde vestimenta hasta viajes por el mundo, en caso de que quisiera renunciar o alejarse de ella.

"Estaba obsesionada con mi hija, no la dejaba salir sola y tampoco tener amigos, mi hija nunca pensó que trabajar con ella le costaría su libertad", lamentaron.

Por su parte, Babio dejó claro que si la señora Spanic se hace decir madre para defender a su hijo: "Yo también lo soy y no es justo lo que le está haciendo a mi hija, ella es actriz y le es fácil llorar, pero yo llevo una pena más grande porque veo a mi hija en la cárcel".

En su más reciente viaje a Argentina, Babio señaló que su hija le expresó un terror inmenso por las actitudes de la actriz que le comentó renunciaría a su trabajo de asistente al volverse insoportable la situación con la familia Spanic.

Sin embargo, ambos progenitores confiaron en que pronto saldrá libre María Celeste al apelar una sentencia absolutoria ante la debilidad de las pruebas presentadas por la acusadora.

NTX/DFH/EQH/IPB/LMC

0
comentarios
Ver comentarios