Uruguay inicia mañana un censo de población y vivienda tras quince años

Montevideo, 31 ago (EFE).- El Instituto Nacional de Estadística (INE) de Uruguay iniciará mañana un censo de población y vivienda luego de quince años de efectuarse el último, que tendrá como novedad la consulta a la población sobre características étnico-raciales y discapacidades, señalaron hoy fuentes oficiales.

Bajo el lema de "Contame que te cuento" unos 7.500 cencistas recorrerán desde mañana y durante todo el mes de septiembre las 113 regiones en que fue dividido el país.

La consulta tiene el apoyo del Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE) que prestó 10.000 dispositivos electrónicos portátiles (dep) que serán utilizados para recoger y almacenar la información, señalaron a Efe fuentes del INE.

A partir de la consulta popular las autoridades uruguayas esperan tener información actualizada y de primera mano sobre cuántos son los habitantes del país, cómo viven, cuál es su actividad económica y nivel educativo y satisfacción de necesidades básicas, agregaron los informantes.

Los datos recogidos en el ceso son "imprescindibles" para poder "crear políticas públicas y proyectos para mejorar las condiciones de vida de todos los habitantes del país", destacó recientemente la directora del INE, Laura Nalbarte.

El Censo 2011 tendrá como novedad con relación a anteriores consultas populares la inclusión de preguntas sobre la ascendencia ético-racial.

Concretamente se consultará a todas las personas si creen tener ascendencia afro o negra, asiática o amarilla, blanca, indígena u otra.

Además, recogiendo una iniciativa de la Organización Mundial de la Salud (OMS), se interrogará a los residentes en el país sobre alguna dificultad permanente (discapacidad) para ver, oír, caminar o entender y aprender.

También habrá consultas sobre migración interna para los uruguayos y en el caso de los extranjeros sobre desde cuándo residen en el país, entre otras.

En total se estima que 1,1 millones de viviendas serán censadas en todo el país e incluso se pretende llegar a las personas en situación de calle.

Los censistas, en su mayoría jóvenes estudiantes, fueron contratados y tendrán un pago de unos 12.000 pesos (630 dólares).

Esa es otra novedad porque en los censos anteriores los encargados de recabar la información fueron funcionarios públicos que no recibían pago sino días de vacaciones a cambio de la tarea y la consulta popular se cumplía en una sola jornada que era festiva.

El censo nacional de 1996 concluyó que la población uruguaya de entonces ascendía a tres millones 151 mil 662 habitantes.

0
comentarios
Ver comentarios