El Nikkei retrocede moderadamente tras la intervención para abaratar el yen

Tokio, 31 oct (EFE).- La Bolsa de Tokio acabó bajando hoy un 0,68 por ciento tras alcanzar momentáneamente su nivel más alto en 12 semanas después de que Japón interviniera hoy en el mercado de divisas para frenar el encarecimiento del yen.

El índice Nikkei de la Bolsa de Tokio cerró hoy con una bajada de 62,08 puntos, el 0,68 por ciento, y quedó en 8.988,39 puntos, mientras que el índice Topix, que agrupa a todos los valores de la primera sección, cayó 7,37 puntos, el 0,95 por ciento, hasta 764,06 enteros.

La mayor parte de los 33 sectores del parqué tokiota retrocedió, con el sector de las aseguradoras liderando las pérdidas, seguido por el de transporte marítimo y el de las casas de valores.

Tanto el sector mixto, que incluye al gigante de los videojuegos Nintendo, como el de transporte terrestre y el pesquero y forestal avanzaron.

El selectivo Nikkei, que abrió con pérdidas motivadas por la continua apreciación frente al dólar de la divisa local, el yen, subió con intensidad tras la intervención realizada por las autoridades niponas en el mercado de divisas a las 10.25 hora local (1.25 GMT).

La intervención se produjo horas después de que el yen volviera a alcanzar un máximo histórico frente a la moneda estadounidense de 75,32 unidades por dólar.

Sin embargo, tras acrecentarse las ventas hasta llevar al Nikkei a los 9.152,39 puntos, su nivel provisional más alto desde el 8 de agosto, el selectivo regresó a terreno negativo por la tarde debido a que los efectos a largo plazo de estas intervenciones para contener la subida del yen siguen planteando dudas a los inversores.

Al cierre de la sesión, el dólar se movía en la franja superior de los 78 yenes, mientras que el euro lo hacía en torno a los 111.

La publicación de datos de empleo en EEUU, la reunión de la Reserva Federal y el encuentro del G20 en Francia previstos para esta semana activaron la prudencia de los inversores, lo cual rebajó también el avance de la Bolsa de Tokio dijo Yutaka Miura, analista de Mizuho Securities, a la agencia local Kyodo.

La plaza tokiota continuó cediendo terreno hacia el final de la negociación, ya que muchos se dieron a la toma de ganancias después de que el Nikkei cerrara el viernes por encima de los 9.000 puntos por primera vez desde el 1 de septiembre.

Entre los valores exportadores que más atrajeron las compras tras el debilitamiento del yen se contaron Canon, que escaló un 1 por ciento, Nintendo, que sumó un 2,6 por ciento, y Nikon, que subió un 1,8 por ciento.

Por contra, Panasonic cedió un 2,1 por ciento después de que el diario económico Nikkei publicara que el fabricante de electrónica registrará una pérdida neta de 300.000 millones de yenes para el presente ejercicio fiscal, que en Japón concluye en marzo de 2012.

Honda Motor cayó un 3,7 por ciento ante las informaciones que apuntan a que el tercer fabricante de vehículos de Japón no podrá reiniciar hasta dentro de unos seis meses sus operaciones en Tailandia, gravemente afectada por las inundaciones.

En la primera sección terminaron con pérdidas 956 valores, al tiempo que 560 lo hicieron al alza y 149 concluyeron sin variación.

El volumen de negociación fue de 1.779,12 millones de acciones, por debajo de los 2.163,80 millones del viernes.

0
comentarios
Ver comentarios