Presos salafistas marroquíes se desmarcan del atentado de Marraquech

Rabat, 30 abr (EFE).- Un grupo de presos salafistas marroquíes se han desmarcado del atentado que causó este jueves 16 muertos en Marraquech y reivindican una investigación internacional de este suceso que pretende "distraer al pueblo marroquí, que pide la ruptura con el autoritarismo y la injusticia".

Los autodenominados presos políticos islamistas en las prisiones marroquíes afirmaron en un vídeo difundido a través de Youtube que ellos mismos son "los primeros afectados" del atentado que tuvo lugar en el café Argana, en la turística plaza de Yemá el Fna de Marraquech.

En el vídeo aparece un hombre leyendo el comunicado usando el dialecto árabe marroquí mientras que otras nueve personas se colocan detrás de él.

El comunicado apunta que "todas las circunstancias que rodean el suceso no dejan duda de que este atentado está preparado por partes que desean impedir la investigación de los acontecimientos del 16 de mayo de 2003", en referencia a una cadena de atentados suicidas que sacudieron en esa fecha la ciudad de Casablanca y acabaron con la vida de 45 personas, entre ellas cinco españoles.

Según el vídeo, esa investigación llevará a castigar a los responsables de las violaciones que se produjeron en Marruecos durante los últimos diez años.

Por otro lado, el grupo salafista agregó que el atentado del jueves pretende "distraer al pueblo marroquí de las reclamaciones que reivindican la ruptura con el autoritarismo, la injusticia y la humillación", en alusión a las protestas callejeras organizadas en Marruecos por el llamado Movimiento 20 de Febrero.

El suceso, a su juicio, tiene además como finalidad romper "la simpatía" que ha surgido entre el pueblo marroquí y los detenidos políticos.

Asimismo, el comunicado reivindicó el establecimiento de una comisión internacional independiente de investigación para completar la búsqueda y mostrar los verdaderos autores de este atentado y a quienes están detrás de él.

El ministro marroquí del Interior, Taieb Cherkaui, anunció ayer que el explosivo que se usó en el atentado de Marraquech había sido detonado a distancia y que "el método utilizado recuerda al estilo de Al Qaeda".

0
comentarios
Ver comentarios