Relata "Jirones de silencio" historia de los inmigrantes en el país

* Elogian presentadores prosa pulida y valor de las historias de Cecilia Cung

México, 30 Oct. (Notimex).- Un libro que relata la batalla que los hijos de inmigrantes libraron obedeciendo su necesidad de pertenencia a México mientras se enfrentaban al pasado, enmarcado por el Holocausto, de sus padres, es lo que reata "Jirones en el silencio" de Cecilia Cung, presentado esta tarde en el Museo Memoria y Tolerancia, de esta capital.

En la presentación, la autora, quien estuvo acompañada por Silvia Cherem, editora de la publicación; Paco Prieto, escritor y locutor, y las escritoras Barbará Jacobs y Sara Sefchovich, se dijo complacida de presentar este libro en el que trabajó durante 18 años.

Durante el acto, Cung comentó que no encontró lugar más propicio que el mencionado recinto, por lo que éste simboliza y por su ubicación, ya que el Centro Histórico fue un punto clave para los inmigrantes.

Comentó que esta publicación representa para ella el fin de una pesadilla recurrente, en la que se veía cerrando puertas que a su vez abrían otras, pues con "Jirones de silencio" cierra la última puerta y terminan todas sus pesadillas.

En entrevista, la escritora declaró que espera que este libro sirva a los lectores como espejo en sus historias personales como lo ha sido para quienes ya lo han leído.

También dijo que para ella este trabajo representa la búsqueda de su historia familiar, que sin embargo deja algunas piezas en el silencio. Y considera importante la transmisión de las historias personales a los hijos para que crezcan con conocimiento de su pasado.

Cungs comentó que sus raíces mexicanas las heredó de su nana, que fue indígena, y esto aunado al deseo de sus padres por pertenecer al país y transmitir esto a sus hijos, hizo más fácil su adaptación.

Agradeció pertenecer a la cultura judía y mexicana y consideró que justo eso la hizo ser una mujer más curiosa y creativa, que además le abrió el panorama de la vida.

Barbará Jacobs comentó, por su parte, que "Jirones en el silencio" aporta una verdad personal y que la experiencia de leerlo es como estar en una habitación oscura donde de pronto se encuentra una luz que provoca que "te sientas seguro y tranquilo".

Y añadió que la verdad que la autora encontró "quería negarse a sí misma", definiendo a Cung como un "apóstol" cuya misión es entregar la verdad que la vida le confió.

En su oportunidad, Paco Prieto comentó que la publicación habla de un pueblo, al que pertenece la narradora, que pese al éxodo ha permanecido vivo a través de un libro, un pueblo que ha sido siempre el otro entre los otros, el pueblo judío.

Para prieto, la autora de la novela "Jirones en el silencio" logra el objetivo de interponer una distancia entre sus personajes y al mismo tiempo permite que la historia se introduzca en sus venas "igual que un virus".

Por su parte, Sefchovich dijo que esta novela está dotada de una prosa "intensa y al mismo tiempo muy dulce".

Para ella, dijo, como hija de inmigrantes polacos no le parecía que existiera un silencio respecto al pasado del pueblo judío y que por el contrario parecía que no se hacía más que hablar de un pasado de persecuciones.

Sin embargo, gracias a Cung su visión respecto a este hecho ha cambiado radicalmente pues desde su punto de vista, el libro relata pasajes que poca gente conoce y que no necesariamente son de sufrimiento.

También mencionó que la autora habla de México no tanto para sus lectores sino para ella misma y su lucha, como cualquier hija de inmigrantes, por "querer ser más mexicana que los mexicanos" y pertenecer al país.

Para Cherem, la publicación de "Jirones de silencio" es un logro de una prosa muy pulida que refleja la vida de los hijos de inmigrantes que muestran la lucha por ser mexicanos y el intento de rescatar las raíces de un pasado silenciado.

NTX/EZC/MCV

0
comentarios
Ver comentarios