Nacional

EPN se reunió con Marcelo Odebrecht como presidente electo, acusa Lozoya

Enrique Peña NietoFernando Carranza / Cuartoscuro

El encuentro se realizó en Brasil y sirvió para fortalecer la relación entre gobierno y empresa, de acuerdo con la denuncia

México.- Enrique Peña Nieto se reunió en Sao Paulo con el empresario brasileño Marcelo Odebrecht en septiembre de 2012, cuando todavía era presidente electo.

Así se consigna en la denuncia de hechos que presentó ante la Fiscalía General de la República (FGR) el exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, quien señala que el encuentro se mantuvo en secreto pues fue el comienzo de tratos ilegales entre ambas partes.

De acuerdo con el documento que salió a la luz pública este 19 de agosto, y que ha causado gran conmoción entre la clase política mexicana, se llevó a caso una comida en casa de Marcelo Odebrecht a la que acudieron personajes como Ildefonso Guajardo, Luis Videgaray y el general Roberto Miranda.

Además del dueño, estuvieron presentes por parte de la compañía Luis Weyll, quien en ese entonces fungía como director de Odebrecht México, y Carlos Fadigas, el director de Braskem, empresa que años antes había hecho un importante trato con Pemex para la compra-venta de gas etileno.

“Esa reunión fue fundamental ya que ahí se empezó a construir una relación más directa entre el consorcio Odebrecht y el gobierno de Enrique Peña Nieto, siendo a partir de ahí sus principales interlocutores el doctor Luis Videgaray Caso y el de la voz”.Emilio Lozoya Austin

En la comida, se habló “sobre la importancia de que México continuara con el proyecto de Etileno XXI” entre Pemex y la mencionada Braskem, pues “ya había sido una inversión superior a los 3 mil millones de dólares”.

Además, se habló del interés de Odebrecht “en participar en la cadena de valor y en las obras que se requiriesen para implementar la producción y el procesamiento de hidrocarburos en México, para lo cual era indispensable la Reforma Energética”.

En su denuncia de hechos, Emilio Lozoya Austin implicó a al menos 16 políticos de alto nivel en catos de corrupción, destacando los nombres de Carlos Salinas de Gortari, quien gobernó al país entre 1988 y 1994; Enrique Peña Nieto, presidente entre 2012 y 2018, y Felipe Calderón Hinojosa.

Además, señala que repartió sobornos por varios millones de pesos a legisladores del Partido acción Nacional (PAN) a cambio de recibir los votos necesarios para la aprobación de dicha Reforma Energética.