Putin devuelve el golpe y acusa a la oposición de preparar el fraude electoral

Moscú, 29 feb (EFE).- El primer ministro ruso, Vladímir Putin, devolvió hoy el golpe a la oposición, a la que acusó de fraguar un falso fraude oficialista para deslegitimar las elecciones presidenciales del domingo que él espera ganar.

"Ellos (opositores) se preparan para usar algún mecanismo que confirmaría que las elecciones (del 4 de marzo) han sido fraudulentas", dijo Putin durante un encuentro con sus apoderados y analistas políticos.

Putin, que parte como gran favorito a la victoria electoral en la primera vuelta, según la mayoría de los sondeos, añadió: "Ellos mismos harán el pucherazo, lo controlarán y lo denunciarán".

"Cuando los resultados de las elecciones se declaran ilegítimos por adelantado, estamos ante un instrumento electoral que considero inadmisible y perjudicial para la sociedad democrática", dijo.

Putin, que ha mantenido un perfil muy bajo durante casi toda la campaña electoral, se había abstenido de criticar hasta ahora a la oposición, que ha protagonizado en los últimos meses la mayor ola de protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética.

El candidato oficialista llamó a la oposición, que había denunciado que la Comisión Electoral Central (CEC) falsificó los resultados de las parlamentarias de diciembre para que el partido del Kremlin lograra la mayoría, a "no salirse del marco de la ley" en caso de protestas postelectorales.

"La gente que habla sobre la necesidad de desarrollar las instituciones democráticas debe atenerse a esas reglas. Es importante respetar la opinión de la minoría, pero hay que subordinarse a la elección de la mayoría", dijo.

En alusión a las demandas de reforma política de la oposición, Putin considera que "la minoría no tiene derecho a imponer su punto de vista a la mayoría".

"Tiene derecho, y el Estado debe garantizarlo, a formular su postura, plantearla y pelear por ella, pero la Constitución y la legislación son los que marcan los medios", dijo.

Precisamente, el presidente de la CEC, Vladímir Chúrov, denunció esta semana la aparición en internet de vídeos sobre falsificaciones electorales antes de que arranque la votación.

"En internet ya existen vídeos supuestamente grabados el 4 de marzo. Ya se preparan las puestas en escena", dijo Chúrov, mientras varios bloqueros acusaron de la aparición de estas grabaciones en la red al movimiento pro-Kremlin Nashi (Los Nuestros).

Por su parte, el líder del partido liberal Yábloko, Serguéi Mitrojin, aseguró hoy que Putin "ya prepara el camino al decir que el pucherazo no tendrá ninguna relación con las autoridades (...) para después acusar a la oposición".

"Pero el fraude no lo hará la oposición, ya que no tiene capacidad para ello", dijo Mitrojin, quien también precisó que "la oposición debe subordinarse no a la mayoría, sino a la ley".

Durante las elecciones parlamentarias del 4 de diciembre internet se llenó de vídeos con falsificaciones grabadas, en su mayoría en forma de depósito masivo de papeletas en las urnas y la falsificación de los protocolos, detonante de multitudinarias protestas.

A su vez, Putin aseguró hoy que la oposición "busca a un mártir entre su gente más destacada para después culpar al poder".

"Esa gente es capaz de todo y no exagero ni un pelo. Espero que la gente que sinceramente desee la mejoría del país, aproveche su derecho a la crítica y manifestación, pero no caiga en eso", comentó.

El líder ruso recordó que dirigentes opositores ya ostentan cargos de responsabilidad en la administración, como en el caso del liberal Nikita Belij, gobernador de la región de Kírov, cuya gestión no ha mejorado notablemente la vida de sus conciudadanos, según Putin.

"Muchos de nuestros oponentes estuvieron en el poder. Fueron ministros y gobernadores. Y digan lo que digan, ¿qué bien hicieron?", apuntó.

Putin también defendió su derecho a postular su candidatura a la presidencia tras haber ejercido ya ese cargo durante dos mandatos de cuatro años (2000-2008).

"No sé por qué debo verme privado de mis derechos si la Constitución lo permite (presentarse más de dos veces a la presidencia). En Alemania (Helmut) Kohl estuvo 16 años", dijo.

Según los últimos sondeos, Putin ganará las elecciones presidenciales del domingo con el 66 % de los votos, según el Centro Levada, o con el 58,7, de acuerdo a la Fundación de Opinión Pública.

La encuesta de Levada estima en un 38 % el porcentaje de rusos dispuestos a manifestarse para denunciar un posible fraude en las presidenciales, mientras un 42 % apoyan los actos públicos en apoyo de Putin.

La oposición no parlamentaria ha advertido de que si en las presidenciales se repite el fraude de las parlamentarias lanzará una campaña de desobediencia civil con protestas indefinidas a escala nacional.

Por Ignacio Ortega

0
comentarios
Ver comentarios