Afronta gobierno peruano crisis por denuncia contra vicepresidente

Lima, 29 Oct (Notimex).- El gobierno del mandatario peruano Ollanta Humala debe "hilar fino" en el campo político para desactivar la crisis que se le avecina por el supuesto tráfico de influencias del segundo vicepresidente Omar Chehade.

Analistas locales han advertido que el gobierno de Humala, quien inició en julio pasado su gestión de cinco años, afronta una "inmerecida crisis" por la reunión que sostuvo Chehade con tres generales de la Policía Nacional, su hermano y un amigo.

En ese encuentro, realizado en el restaurante Las Brujas de Cachiche, el vicepresidente habría pedido a un jefe policial que ordenara el desalojo de la empresa azucarera Andahuasi para beneficiar al grupo económico Wong.

Chehade habría perpetrado delitos que van desde el patrocinio ilegal y cohecho activo genérico hasta el tráfico de influencias, pues –según denuncia y testigos– buscó favorecer a una de las partes vinculadas con la azucarera Andahuasi.

La grave denuncia será examinada por la Comisión de Etica y la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales del unicameral Congreso, en tanto el Ministerio Público emprendió una investigación de oficio.

Los partidos Fuerza 2011, Alianza por el Gran Cambio y Concertación Parlamentaria formularon en tanto una acusación constitucional para solicitar la renuncia de Chehade a la segunda Vicepresidencia de la República.

Medios locales han advertido que "la cola del asunto llegaría hasta la reciente reorganización policial", en la cual "se habría perjudicado a quienes no siguieron su juego".

Sectores del oficialismo han lamentado que el segundo vicepresidente siga en el cargo, dilatando lo que consideran una inmerecida crisis al gobierno de Humala, comprometido con la lucha contra la corrupción.

El presidente del Legislativo, Daniel Abugattás, ha señalado que "no me caso con nadie" y afirmó que esas denuncias se verán también en la Comisión de Etica Parlamentaria.

Por su parte, Humala afirmó: "tengan la plena seguridad de que nosotros no aceptamos ningún tipo de irregularidad", aunque pidió que se respete el Estado de Derecho, lo que implica reconocer la presunción de inocencia de Chehade hasta que se pruebe lo contrario.

NTX/JLC/JAH/DAS/

0
comentarios
Ver comentarios