Decomisan gran arsenal en Ciudad Juárez

Agentes federales incautaron, entre otras cosas, 24 fusiles AK-47, dos fusiles Barret calibre 50, una ametralladora antiaérea Brawning calibre 30, un fusil calibre 308 para francotirador, un lanzagranadas calibre 40 milímetros y tres

Ciudad Juárez (México), 30 abr (EFE).- Agentes de la Policía Federal mexicana decomisaron en Ciudad Juárez, en el norte de México, un enorme arsenal de granadas, decenas de armas largas, cartuchos, chalecos antibalas y uniformes militares, oculto en una vivienda, informaron hoy fuentes de la dependencia.

 

El hallazgo tuvo lugar la noche del viernes en el sector Aldama, en el norte de Ciudad Juárez, urbe fronteriza con El Paso (EE.UU.), cuando los agentes ingresaron a una vivienda con una orden de cateo y encontraron un cuarto oculto detrás de las paredes de un pequeño gimnasio ubicado dentro del domicilio.

 

"En el sótano, habilitado como gimnasio, había una pared con varios espejos empotrados, que en realidad ocultaban una pared falsa de una habitación oculta, a la cual se tenía acceso mediante la activación de un dispositivo electrónico", destacó la Secretaría de Seguridad Pública federal (SSP) en un en un comunicado.

 

En ese lugar las autoridades decomisaron 24 fusiles AK-47, dos fusiles Barret calibre 50, una ametralladora antiaérea Brawning calibre 30, un fusil calibre 308 para francotirador, un lanzagranadas calibre 40 milímetros y tres fusiles calibre 308 milímetros.

 

Además, tres fusiles, Ruger, AR-15 y HK, respectivamente, una escopeta, 39 granadas de fragmentación y químicas, 26.708 cartuchos de diferentes calibres, 7 cofres con cintas metálicas para ametralladoras antiaéreas, 294 cargadores, 13 chalecos antibalas, 19 cuchillos, 56 uniformes militares, 3 máquinas contadoras de dinero y una báscula electrónica.

 

Los agentes federales también se incautaron de una máquina para sellar plástico al vacío, tres máscaras anti-gas, 32 fornituras, cuatro sirenas para automóvil y una camioneta con placas de circulación de Texas (EE.UU.).

 

Los uniformados llegaron al domicilio porque recibieron una denuncia anónima en la que se indicaba que en el conjunto residencial Universidad "se encontraban sujetos armados" que "mantenían a varias personas privadas de la libertad", señala la nota.

 

Sin embargo, al arribar al lugar los uniformados encontraron el domicilio vacío "pero con signos de actividad reciente", detalló la dependencia.

 

El pasado 1 de abril las autoridades estadounidenses decomisaron 144 cargadores y 6.000 cartuchos para fusil AK47 ocultos en el techo de un vehículo compacto que se dirigía a Ciudad Juárez.

 

Esa ciudad es considerada la urbe más violenta de México por registrar más de 8.500 asesinatos desde diciembre de 2006, cuando el presidente mexicano, Felipe Calderón, asumió el cargo y lanzó una gran ofensiva contra el crimen organizado en el país.

0
comentarios
Ver comentarios