Ucrania pide dinero para refugio de Chernóbil

El presidente ucraniano Viktor Yanukovych utilizó el marco de la ceremonia del 25o aniversario del desastre nuclear en Chernóbil el martes para retomar la petición de dinero para construir una nueva protección sobre el

Kiev.- El presidente ucraniano Viktor Yanukovych utilizó el marco de la ceremonia del 25o aniversario del desastre nuclear en Chernóbil el martes para retomar la petición de dinero para construir una nueva protección sobre el reactor dañado, diciendo que ningún país puede combatir una tragedia de esa magnitud solo.

 

"Hemos pagado por la paz del planeta con las vidas y la salud de miles de compatriotas", dijo Yanukovych en una declaración en su sitio web.

 

"Pero ninguna nación sola, incluso la más poderosa, puede sobreponerse a las consecuencias de una catástrofe de tal escala por sí sola", dijo el líder.

 

Ucrania aún necesita recaudar unos 300 millones de dólares para el proyecto luego de una conferencia internacional de patrocinadores realizada aquí a principios de mes.

 

Ucranianos, rusos y bielorrusos, las tres naciones más afectadas por Chernóbil, empezaron a marcar el aniversario del peor desastre nuclear del planeta en la madrugada del martes. Yanukovych y el presidente ruso Dimitry Medvedev participarían en los eventos memoriales más tarde durante el día.

 

Temprano el martes, en Kiev, el patriarca ruso ortodoxo Kirill dirigió una ceremonia afuera del monumento a los trabajadores y bomberos que fueron enviados a la estación inmediatamente después de la explosión del reactor y que murieron poco después a causa de la radiación.

 

"El mundo no ha conocido catástrofe en tiempos de paz que se pueda comparar a lo que ocurrió en Chernóbil", dijo Kirill, quien estaba acompañado por el primer ministro ucraniano Mykola Azarov y otros funcionarios.

 

La ceremonia empezó a la 1.00 de la mañana, que fue aproximadamente la misma hora en que ocurrió la explosión el 26 de abril de 1986, que esparció una nube radioactiva sobre parte de Europa y forzó a cientos de miles de personas a dejar sus hogares en las peores zonas en Ucrania, Bielorrusia y Europa occidental.

0
comentarios
Ver comentarios