Los Indios tienen un abril mágico; lluvia de aplazamientos y duelo de lanzadores

Houston EE.UU., 30 abr (EFE).- El primer mes de actividad dentro del béisbol profesional de las Grandes Ligas dejó la grata sorpresa de ver a los Indios de Cleveland como un equipo ganador bajo la dirección del manejador dominicano Manny Acta.

Mientras que otro piloto latino, el puertorriqueño Edwin Rodríguez también ha puesto a los Marlins de Florida en la lista de los mejores dentro de la Liga Nacional, a pesar de tener un presupuesto de los más bajos.

Además del gran béisbol que han realizado los Indios en la Liga Americana y los Marlins en el Viejo Circuito, el sin fin de los aplazamientos por causa de la lluvia y el mal tiempo confirmaron que sólo a partir de mayo se comenzará a disfrutar a través de todo el país del deporte pasatiempo nacional.

Pero, como se esperaba, el pitcheo ha comenzado a ser protagonista en la competición, aunque no las figuras que se habían pronosticado sino nombres como los de Jered Weaver y Josh Johnson, que son hasta el momento los mejores.

Los Indios en el segundo año de reconstrucción bajo la mano de Acta han demostrado que tienen juventud y talento para comenzar a ser un equipo a tener en cuenta de cara al futuro.

El equipo de Cleveland, que la pasada temporada perdió 93 partidos ahora son líderes de la División Central de la Liga Americana con marca de 17-8, la mejor del Joven Circuito y la segunda en las mayores, sólo superados por los Filis de Filadelfia (18-8) en la Nacional.

"Todo lo que está sucediendo dentro del equipo no es sorpresa para mi aunque si para el resto del mundo de las mayores", comentó Acta. "Después de ver como concluimos los entrenamientos y la segunda mitad de la pasada temporada, ya tenía el presentimiento que lo íbamos a hacer bien este año".

La última exhibición de poder de los Indios la dieron la pasada noche cuando el receptor dominicano Carlos Santana pegó grand slam que permitió establecer la marca de victorias en la historia del equipo durante un mes de abril al ganar por 9-5 a los Tigres de Detroit, en duelo de equipos de la División Central.

Los Indios, que todavía no tienen el mejor rendimiento ofensivo de jugadores como el propio Santana y el jardinero derecho surcoreano Shin-Soo Choo, han demostrado con su abril mágico e histórico que su deseo es el de ser un rival a tener en cuenta.

De momento, son líderes destacados con cuatro juegos y medio de ventaja sobre los Reales de Kansas City, otro equipo revelación, y los grandes favoritos, los Mellizos de Minnesota y los Medias Blancas de Chicago ocupan los últimos lugares de la clasificación.

Los Yanquis de Nueva York en su línea de equipo ganador no están en plenitud pero son líderes mientras que la gran frustración están siendo los Medias Rojas de Boston con marca perdedora de 11-14 y últimos en la División Este, a cuatro juegos de sus eternos rivales.

No es ningún secreto que el deporte del béisbol necesita de un buen clima o al menos que no haya lluvia ni nieve, pues bien el mes de abril ha dejado a través de todo el país grandes precipitaciones y en las ciudades donde los campos son descubiertos los aplazamientos se hicieron inevitables.

En lo que va del mes de abril los directivos de las Grandes Ligas tuvieron que aplazar nada menos que 17 partidos, el segundo mayor número que se ha dado en la última década.

Uno de los equipos más afectados han sido los Yanquis que no han podido disputar tres juegos, lo que significa que su calendario sufrirá cambios importantes en lo que resta de competición con dobles jornadas y más viajes.

Mientras, contra todo pronóstico, dos lanzadores, los derechos Weaver y Johnson han demostrado un poder ganador en sus brazos que los dejó como los mejores e invictos.

Weaver, de los Angelinos de los Ángeles, ha logrado seis triunfos y efectividad de 0.99, mientras que Johnson, de los Marlins, tiene marca de 3-0 y 1,06 de promedio de carreras limpias permitidas.

Una docena de juegos sin imparables que han durado al menos cinco entradas se han dado en el inicio de la campaña, y Johnson ha protagonizado tres de ellos.

Antes de una apertura el sábado, Johnson sólo había permitido una carrera y seis indiscutibles en sus tres últimas salidas, con 24 ponches y siete bases por bolas.

El promedio de los bateadores contrarios en su contra es de .116, el más bajo en la Liga Nacional y de ahí que los Marlins también estén sorprendiendo en la competición.

Pero el mes de abril también ha comprobado que los toleteros estelares de la pasada temporada siguen también encendidos entre ellos el jardinero dominicano José Bautista.

El líder de jonrones con 54 en 2010 no fueron obra de la casualidad, dado que Bautista ya suma nueve con los Azulejos de Toronto para liderar de nuevo en la Americana.

La gran sorpresa positiva ha sido el campocorto venezolano Elvis Andrus, de los Vigilantes de Texas, que tiene un jonrón y la negativa es el dominicano Hanley Ramírez, de los Marlins, que no tiene ninguno.

En cuanto a los nuevos valores que han llegado a las Grandes Ligas, la presencia de los latinoamericanos está garantizada con el abridor dominicano Michael Pineda, de los Marineros de Seattle y Zach Britton, de los Orioles de Baltimore, que tienen ambos marcas ganadoras de 4-1.

Mientras que dentro del Viejo Circuito, el receptor venezolano Wilson Ramos, de los Nacionales de Washington, ha sorprendido con .373 de promedio de bateo y .421 de embasado.

0
comentarios
Ver comentarios