martes 23 de julio de 2019 | 09:38
Columnas

Parálisis política. “Cuando harto hablas del pasado, es que no sabes qué hacer en el presente”. (Proverbio popular)

@ismjcpa vie 12 jul 2019 20:26
. Lo grave de este asunto es que solo estamos viendo políticas de gasto público y ninguna en generar productividad para incentivar el ingreso
. Lo grave de este asunto es que solo estamos viendo políticas de gasto público y ninguna en generar productividad para incentivar el ingreso
Foto propiedad de: Internet

Mi abuelito contaba las historias de su vida, buenas pero en especial las malas, de lo que pudo haber sido que no fue, llegó un momento que se desconectó del presente, perdió cualquier sentido de  actualización, digamos que se quedó viviendo en el pasado, cuando le queríamos enseñar algo nuevo, principalmente para facilitarnos la atención a él, más que para quererle facilitar la vida, decía no yo ya estoy muy viejo para esas cosas, ya esas cosas no las puedo aprender.

Me encontraba haciendo fila en el IMSS para eso de sacar cita para hacerme análisis, la gente llega desde las 6:00 de la mañana para ser los primeros, como cuando llegas al cine y te sientas hasta adelante para ver primero. Abren a las 7:00 y a las 7:45 casi terminan de atender a todos, si usted llega a esa hora para su cita, va a ser el último, pero no habrás esperado desde las 6:00 de la mañana. Yo apenas iba a ir para que me dieran cita para ver cuándo me tocaba que me hicieran los análisis, me formé en una segunda fila que atienden después de las 8:00 de la mañana.

Llegó un viejecito que fue a sacar cita, pero se formó en la fila de los que se harían los análisis ese día, cuando llegó a ventanilla le dijeron que era a partir de las 8:00, a las 8:00 se vuelve a ventanilla le dicen que es en la fila que ya habíamos hecho, obviamente se tenía que ir a formar hasta atrás, el señor se molestó y empezó a echar pestes y se fue. Después de que pasan las cosas es que analizas qué fue lo que sucedió y cómo se le podía haber ayudado al viejecito, pero no había forma, cada quien va a lo suyo y es difícil adivinar a qué va cada uno, hasta que se da el conflicto.

Pero el punto aquí es que a pesar de que el señor ya era de edad avanzada no conocía el trámite, el señor se veía humilde, seguramente en toda su vida ya había visitado la clínica del IMSS un considerable número de veces, pero a pesar de su edad, no había adquirido la experiencia suficiente para conocer el trámite. Claro que cuando uno ve eso piensa, pobrecito anciano, pero también uno piensa, a parte de que no había aprendido en su vida el respectivo trámite, resulta que se molesta y es que en su vida no aprendió a preguntar, por ejemplo, al médico familiar, cómo se hacía el trámite al que lo estaba mandando, pensando en que nunca en su vida le habían mandado a hacer ese trámite.

Pus tal cual estamos en la 4T nuestro presidente se la pasa platicando lo mal que hicieron las generaciones anteriores, pero no ha hecho nada por el presente o simplemente no sabe qué hacer, el título de la columna es un proverbio “Sabancuyita” “el que tanto habla del pasado es porque en el presente no sabe qué hacer” y es que el viejecito ignoraba cuál era el procedimiento para sacarse sus análisis, como el presidente ignora la situación real de la economía del país. Tal cual si fuera el viejecito del seguro social el presidente se molesta y arremete contra los que sí saben y no le han explicado cómo hacerle para no llevar al país a la recesión, además que con disculpas no se arreglan las cosas, bueno se corrige el camino espiritual, pero la técnica para corregir la economía no es mediante la confesión.

El asunto aquí está en que no es tan importante estarle pidiendo a todos los organismos que se disculpen con los mexicanos como estar corrigiendo el camino económico, “Financial Time”, “Bank of America” y el “Banco de México” coinciden, México está técnicamente en receso. El receso es retroceso con respecto al PIB, de acuerdo a la tabla que muestra el INEGI el país cerró 2018 con un PIB de 18.525 billones de pesos, es decir 18´5 más 11 ceros, y en el primer trimestre de 2019 el país tenía 18.236 billones de pesos. Es decir, una diferencia negativa de 289´000`000´000.00 (doscientos ochenta y nueve mil millones de pesos), más menos un retroceso de 0.016%. De los 4 puntos porcentuales que creceríamos con la 4T, ya vamos decreciendo.

Haga usted de cuenta que le hacen una reducción de su sueldo, pero además la inflación sigue adelante, entonces no solo tiene que hacer frente a los efectos de la inflación, sino que además su sueldo es menor. Lo grave de este asunto es que solo estamos viendo políticas de gasto público y ninguna en generar productividad para incentivar el ingreso. Por ejemplo, hay países que los migrantes se convierten en una necesidad para el desarrollo de los pueblos, para impulsar la productividad o incluso para que los pueblos no se mueran, les ofrecen, trabajo, casas o facilidades para comprar una casa, incluso becas, México no es el caso, en México podrán estar ofreciendo lo mismo, pero de una manera sin sentido, que solo provoca gasto y descontento social

Don Julio, hablemos de política

[email protected]