jueves 18 de julio de 2019 | 04:49
Columnas

El suicidio de las chicas bonitas y la campaña extranjera contra AMLO

@FedericoArreola jue 11 jul 2019 14:41
Solo hay una salida, resistir. Abandonar la lucha contra la corrupoción, no es opción.
Solo hay una salida, resistir. Abandonar la lucha contra la corrupoción, no es opción.
Foto propiedad de: Internet


“Uno se forma siempre ideas exageradas de lo que no conoce”, se lee en la novela El Extranjero de Albert Camus.

El diario Financial Times y el Bank of America —entre otros medios e instituciones financieras globales— no alcanzan a entender lo que hoy pasa en México. No lo entienden porque no se han dado la oportunidad de conocerlo y, por esa razón, exageran en sus juicios.

No han comprendido que nuestro país está en un proceso de transformación acelerado —e histórico— que los mexicanos vamos a defender con toda la energía que tenemos. Es nuestra última esperanza y no vamos a permitir que se pierda.

El enemigo a vencer es la corrupción. Si la derrotamos, la economía mexicana —una de las más grandes del mundo— crecerá como nunca antes, además con justicia para los millones de pobres que tan mal la pasan en México.

El problema es que la lucha contra la deshonestidad que ha caracterizado las relaciones entre los gobiernos mexicanos del pasado y los grandes capitales nacionales y extranjeros, está generando grandes costos.

Hay grupos de interés —políticos y económicos— que se sienten ya afectados porque se les está impidiendo seguir acumulando riquezas basados en el tráfico de influencias, y se defienden.

Su defensa es el ataque. Hacen lo único que pueden —que es bastante y sin duda causa daños a la sociedad mexicana—, esto es, maniobran con agencias financieras de todo tipo y manipulan a redactores de medios de comunicación globales para que pronostiquen la catástrofe económica de México.

Es la razón del reportaje del Financial Times, según el cual el gobierno del presidente López Obrador “no puede seguir confiando en sus propios datos”.

Queda claro que el diario británico lo que pretende es que Andrés Manuel confíe en los datos del pasado, los de la corrupción del sistema.

De ahí, también, la tontería del Bank of America de que México ha entrado en “recesión técnica”. Vaya expresión que lo único que busca es sembrar pánico.

Por lo visto, es muy fuerte la campaña de alcances internacionales para que se detenga lo único que puede llevar bienestar a la mayoría de los mexicanos: el combate a la corrupción.

Andrés Manuel tendrá que resistir y confiar en que el pueblo de México resistirá con él. No podemos darnos el lujo de dejar que nos regresen al pasado.

En fin, mi propósito este jueves era solo preocuparme por la suerte de los ciclistas en la primera etapa de montaña del Tour de Francia 2019.

La carrera llegó a  la Planche des Belles Filles (la tabla de las chicas bonitas), donde según la leyenda se suicidaron Inés y otras jóvenes cuando, en 1635, un batallón de mercenarios suecos tomó su pueblo. Las mujeres subieron la montaña y, para no ser violadas y asesinadas, se quitaron la vida.

Entiendo que no hay evidencia histórica de lo anterior, pero da igual: es una bella lección de dignidad. Hoy los ciclistas no se suicidaron, pero terminaron la etapa exhaustos. Pensé que iban a tener mejor desempeño los colombianos. No les fue mal, pero fueron superados claramente.

Esta mañana no presté a la subida a la Planche des Belles Filles toda la atención que merecía porque me enojó el comentario del Financial Times. Y más tarde no pude disfrutar plenamente la crónica de El País sobre la dura etapa de hoy en el Tour de Francia, porque cuando iba a hacerlo alguien me envió un mensaje preguntando mi opinión sobre la “recesión técnica” del BofA. Se pasan. Una pena que no se entienda que México está haciendo lo único que nos sacará del atraso: acabar con la terrible corrupción.