miércoles 17 de julio de 2019 | 06:37
Columnas

Once Varas. Fuego amigo

@obedc lun 17 jun 2019 10:51
Si nuestros policías, por error o por lo que usted quiera, se van a matar entre ellos… Estamos en el hoyo y cavando.
Si nuestros policías, por error o por lo que usted quiera, se van a matar entre ellos… Estamos en el hoyo y cavando.
Foto propiedad de: Internet

Los militares de todo el mundo llaman “fuego amigo” a los disparos que miembros del mismo bando se dan entre sí, generalmente por error.

Eso dicen que fue lo que pasó el viernes pasado al norte de Nuevo León y que le costó la vida a un agente de la Policía Ministerial, quien fue alcanzado por las balas disparadas presuntamente por elementos federales.

Todo comenzó como un operativo encubierto de la Fiscalía del estado, en busca de migrantes en la zona del municipio de General Treviño.

Dos detectives fueron secuestrados por miembros de la delincuencia organizada, por lo que se desplegaron refuerzos estatales y federales a la zona.

Elementos federales adscritos al municipio de Camargo, Tamaulipas, supuestamente abrieron fuego contra un auto patrulla de la Policía Ministerial de Nuevo León, hiriendo de muerte al agente José Francisco Martínez Puente, destacamentado en Cerralvo, el cual murió al ser llevado a un hospital de esa localidad.

Dicen testigos que hubo un enfrentamiento posterior entre los estatales y los federales. Al final, aunque se detuvo a 16 elementos de la PF, solamente quedaron 4 federales a disposición.

¿Qué nos evidencian estos hechos? Pues la falta de profesionalismo para enfrentar el mal mayor que es la delincuencia organizada en el estado y en el país.

Si nuestros policías, por error o por lo que usted quiera, se van a matar entre ellos… Estamos en el hoyo y cavando.