sábado 15 de diciembre de 2018 | 09:08
Columnas

RCP al PRD

@dect1608 mié 05 dic 2018 08:56
Aunque es tiempo de paz, el PRD ya se pronunció en contra de los superdelegados y por fin presentó un trabajo intencionado en ganar popularidad entre los del pueblo.
Aunque es tiempo de paz, el PRD ya se pronunció en contra de los superdelegados y por fin presentó un trabajo intencionado en ganar popularidad entre los del pueblo.
Foto propiedad de: Internet

En el supuesto de que exista una oposición del Partido de la Revolución Democrática (PRD) contra el nuevo gobierno Lopezobradorista, sería una conducta política suigéneris, de esas que bien valdría la pena seguir de cerca por la naturaleza izquierdista de ambas instituciones partidistas.

Aunque es tiempo de paz, el PRD ya se pronunció en contra de los superdelegados y por fin presentó un trabajo intencionado en ganar popularidad entre los del pueblo. 

La primera propuesta populista del perredismo moderno se trata de reformar el artículo 151 de la Ley del Impuesto Sobre la Renta. ¿Para qué?, para que las colegiaturas desde preescolar hasta postgrado sean deducibles de impuestos del 100 por ciento; con eso, según los perredistas, los clasemedieros aminorarán la carga impositiva.

También han expuesto su postura en contra de los superdelegados o virreyes  promovidos por Andrés Manuel. Los perredistas abogan por un equilibrio entidad federativa y federación, consideran que ello es indispensable; están negados a volver al centralismo que recién están soltando y tanta desigualdad causó al pueblo mexicano. Igual recriminan y exigen bajar el precio de las gasolinas.

En fin, entre tanta dinámica propositiva de este que pinta ser el perredismo moderno, ese que trajo consigo la Cuarta Transformación, en el Comité Nacional comenzaron a sacar la basura de la casa, es decir, expulsó a los militantes incómodos, esos que durante varios años se encargaron de denigrar las siglas del Sol Azteca. 

Por ejemplo, en Tamaulipas los proxenetas perredistas -dicho así por prostituir al partido de izquierda-, Alberto Sánchez Neri, ex candidato, ex dirigente estatal, ex regidor, ex candidato a diputado federal y actual regidor, es decir dueño del 99 por ciento de la debacle fue echado con su camarilla integrada por Rafael Chirinos Aguilar, Alfonso Trejo Campos, Roberto Haro, Ariel Tapia, Roberto Balboa, Lluvia y Cuitláhuac Ortega Maldonado, más otros tantos, es oficial ya todos fueron definitivamente desechados, pero peligrosamente esta basurita política podrá ser recogida por Morena, lo que significaría un riesgo para los guindas, pues verdaderamente no deberían ser reciclados.

Con su padrino René Bejarano, "El Señor de las Ligas", y ávidos de billetes grandes, estos perredistas quemados y nefastos no deben ser admitidos ni como monjes.

Así, en el afán de querer recuperar credibilidad, el PRD nombró a Brasil Berlanga como delegado en Tamaulipas y su primer encomienda será auditar las finanzas del partido, recuperar los bienes inmuebles y entregar nombramientos a los nuevos representantes ante el Instituto Electoral de Tamaulipas; mientras tanto, el próximo jueves la ex regidora América Sandoval será nombrada como presidenta del Comité Directivo Municipal en Tampico. Hay quien dice que está traicionando a Alberto Sánchez Neri. Lo que sea. La verdad es que a la ex policía vial América Sandoval le dejan un solecito opaco, triste y sin aparente futuro. Al tiempo.

 

[email protected]

@dect1608