miércoles 19 de septiembre de 2018 | 03:05
Columnas

Percepciones. Y otra vez

@ftijerin mar 11 sep 2018 07:43
De nuevo un estudiante muerto en una escuela con un arma de fuego.
De nuevo un estudiante muerto en una escuela con un arma de fuego.
Foto propiedad de: Internet

 

 

“En el círculo se confunden el principio y el fin” Heráclito de Efeso

Y otra vez…

De nuevo aparecerán en escena los especialistas, los opinadores de siempre, los activistas, los alarmistas que exigirán a la autoridad resultados, planes, programas, proyectos, estrategias y se pronunciarán por herramientas y pedirán la participación activa de padres de familia, maestros, directivos y demás.

De nuevo un estudiante muerto en una escuela con un arma de fuego. Un suicidio, pero no deja de ser un jovencito, no deja de ser un hecho violento.

Y volverán a gritar las voces, esas que no hace mucho se desgañitaron por lo ocurrido en una secundaria privada que, pasado algún tiempo, se olvidaron del tema y no volvieron a tocarlo… pero ahora sí lo harán, aunque en  unas semanas más lo vuelvan a dejar en el rincón del olvido. Vivimos un permanente juego de la “ruleta rusa” a la espera de que algún día la tragedia sea aún mayor, aunque no termino de entender de qué tamaño se requiere o de cuántas muertes ocupan para de verdad empezar a tomar en serio el tema.

El tiempo y la costumbre, el tedio y la rutina van relajando las cosas, pero este es un tema en el que no deberíamos cejar un solo  instante. Chamacos inmaduros, incapaces de decidir su vida aún, con una carga de ideas, culpas, sentimientos y resentimientos, complejos y demás, que tienen, vaya usted a saber por qué, acceso a tener un arma de fuego que llevan a su centro de estudios.

No se trata de buscar culpables, porque  culpables somos todos. Lo verdaderamente importante es que en la misma proporción deberíamos como sociedad empezar a buscar y aportar soluciones.

No se trata de criticar o pretender sacar beneficio político del tema. Es algo mucho más profundo que debe ser analizado en una visión integral.

Volvió a suceder. ¿Cuántas veces más para que de manera definitiva le pongamos atención? Es tiempo de ocuparnos del tema.

 

[email protected]