sábado 17 de noviembre de 2018 | 10:46
Columnas

La movilidad se verá impulsada con Línea 12: Carolina Sánchez

mar 11 sep 2018 20:07
Debemos apreciar el trabajo de mujeres que, como ella, ayudan a ciudades tan complejas como la CDMX, demostrando que hoy más que nunca hemos dejado de ser el “sexo débil”.
Debemos apreciar el trabajo de mujeres que, como ella, ayudan a ciudades tan complejas como la CDMX, demostrando que hoy más que nunca hemos dejado de ser el “sexo débil”.
Foto propiedad de: Internet

Las mujeres toman la delantera en profesiones que  fueron catalogadas anteriormente “solo para hombres”.

Esto lo vemos personificado con la Ingeniera Civil Carolina Sánchez, quien afirmó que la ampliación de la Línea 12 del Metro, que conectará las estaciones Mixcoac y Observatorio, no sólo será innovadora, sino que impulsará otro tipo de proyectos de movilidad similares.

Aunado a esto, la Ingeniera comentó que se trata de uno de los proyectos de  mayor envergadura de la Ciudad de México, en materia de modernidad, siendo la única en su tipo.

“Con su ampliación, la línea 12 del metro a lo largo de sus 20 estaciones y 25 km de recorrido, sigue siendo la línea más moderna de la red del Sistema de Transporte Colectivo y es punta de lanza para próximos proyectos”, dijo Carolina Sánchez.

La ingeniera mencionó que otro de los beneficios que traerá la ampliación de la Línea 12, es la disminución del tiempo en los traslados de los usuarios.

“La línea 12 busca beneficiar a los ciudadanos para brindarles una mayor calidad de vida. Esta se logra reduciendo los tiempos de traslado, ofreciendo viajes confortables en sus modernos trenes, de forma rápida, segura, eficiente y a muy bajo costo”, aseveró Sánchez, quien se desempeñó como Ingeniera de Control de Proyectos en dicha Línea.

Cabe señalar que gracias al desarrollo de los proyectos de ampliación, las colonias aledañas a las estaciones,  también contarán con un proceso de tratamiento urbano.

Debemos apreciar el trabajo de mujeres que, como ella, ayudan a ciudades tan complejas como la CDMX, demostrando que hoy más que nunca hemos dejado de ser el “sexo débil”.