viernes 17 de agosto de 2018 | 06:29
Columnas

Gilberto Guevara Niebla en el equipo de AMLO

@EduardoBackhoff jue 09 ago 2018 12:06
Esperemos que el liderazgo de Esteban Moctezuma y la experiencia de Gilberto Guevara den los frutos que la educación del país necesita.
Esperemos que el liderazgo de Esteban Moctezuma y la experiencia de Gilberto Guevara den los frutos que la educación del país necesita.
Foto propiedad de: Internet

 

El futuro secretario de educación, Esteban Moctezuma Barragán (EMB), anunció que Gilberto Guevara Niebla (GGN) se incorporaría a su equipo de trabajo para atender asuntos de equidad educativa. Es del conocimiento público que GGN fue uno de los líderes más importantes del movimiento estudiantil de 1968 y de los pocos que están vivos. Por ser activista de este movimiento fue encarcelado, torturado y exiliado a Chile. Hay que decir que la probidad moral de Gilberto no está en duda; su congruencia personal tampoco lo está; ni su interés por luchar por un país más justo y democrático.

Durante su gestión como miembro de la Junta de Gobierno del INEE, GGN ha escrito varios artículos periodísticos, dando su opinión crítica a quienes desean imponer sus puntos de vista como la “verdad absoluta” en materia de educativa. Éste ha sido el caso de los líderes de la Coordinadora Nacional de trabajadores de la Educación (CNTE) y de sus simpatizantes.

También ha criticado abiertamente algunas de las opiniones y posicionamientos del presidente electo, AMLO, entre otras cosas, porque: 1) tomó a la educación como una moneda de cambio para ganar los votos de los profesores que están en contra de la reforme rducativa, 2) ha defendido a la CNTE, que se sirvió con la “cuchara grande” durante tres décadas y que se caracterizó por ejercer un control férreo del magisterio con el uso de la fuerza física y 3) en su discurso político habla de una “República amorosa” y una “renovación moral del país”, como lo haría cualquier predicador y no un político profesional.

Por su parte, a la CNTE la ha criticado porque: 1) por mucho tiempo, ilegítimamente, controló los recursos, las plazas y la misma administración del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca  y 2) ahora, pretende arrebatarle una vez más la rectoría de la educación al Estado y volver a las viejas prácticas de venta, herencia y renta de plazas; donde marchar en las calles es una obligación para los docentes, y donde esta actividad vale más puntos en el escalafón sindical que toda la formación y desarrollo profesional de los docentes.

Por lo anterior, GGN ha sido objeto de duras críticas y descalificaciones de algunos académicos seguidores de AMLO y de la CNTE. En algunos de los textos (omito nombres) se le cuestiona que no ha entendido que, como parte de la Junta de Gobierno del INEE, él está para escuchar y defender a los maestros que violentamente se oponen a la reforma educativa y que no está para dar opiniones que vayan en contra de AMLO, ni de sus amigos violentos de la CNTE.

Me temo que los detractores no han entendido que: 1) en educación, lo primero son los niños y los jóvenes del país, 2) por encima de los derechos de los docentes, están los derechos de los niños y jóvenes de aprender y de formarse como ciudadanos, 3) el sentido de la educación no es el beneficio de los líderes sindicales, ni de sus familiares y amistades y 4) el ejercicio de la libre expresión es esencial en un país, la cual no se pierde por ocupar un cargo en el INEE o en otro organismo autónomo.

Es una verdadera pena que académicos se dediquen a criticar destructiva y personalmente a funcionarios del INEE y que, en los hechos, le quieran arrebatar el derecho a GGN de emitir libremente su opinión. Lastimosamente, estos académicos actúan como el gremio al que defienden (la CNTE): agrediendo públicamente a quien no está de acuerdo con “su verdad”.

Afortunadamente, EMB no piensa como los detractores de GGN, por lo que ha decidido incorporarlo como subsecretario de educación. Seguramente, el equipo de AMLO ha sopesado el valor que tiene incorporar a su equipo al líder más emblemático del 68 que, además, ha dedicado su vida profesional al campo de la educación como: estudioso del tema, docente universitario, subsecretario de educación básica, editor de la revista “Educación 2001” y, actualmente, como consejero de la junta de gobierno del INEE.

Esperemos que el liderazgo de Esteban Moctezuma y la experiencia de Gilberto Guevara den los frutos que la educación del país necesita. Esta es la apuesta que hace el equipo de AMLO.

 

El autor es Presidente del Consejo Directivo de Métrica Educativa, A.C.

y Ex presidente de la Junta de Gobierno del INEE