lunes 22 de octubre de 2018 | 08:21
Columnas

Entre veredas. Intereses ocultos

@entre_veredas jue 19 jul 2018 09:20
Foto propiedad de: Marco Lizárraga

“Una familia sin una oveja negra no es una familia típica”, Heinrich Böll

 

CONFLICTOS

La diputada federal electa por el distrito 7 Merary Villegas Sánchez está muy equivocada si piensa que  justificar que su madre y ella fueron elegidas por el pueblo no argumenta nepotismo.

En una conferencia de prensa, Villegas Sánchez aseguró que no se cumple ningún nepotismo pues fue el partido quien las propuso para ser candidatas sin que ella tuviera que influir para eso.

Tal y como lo publicamos en una entrega anterior, la diputada Merary y su primo Baltazar Rendón Sánchez, llegaron a la presente legislatura, donde la primera todavía es diputada por la vía plurinominal.

El asunto es que con todo ese antecedente, fue una férrea crítica de la diputada Maribel Chollet Morán por tener a su hija trabajando en el Congreso como secretaria técnica de la comisión de Turismo.

La cuestión es que mientras ella criticaba esta acción por otro lado intentó meter a su madre María Victoria Sánchez, la que ahora es diputada electa por el distrito 15, así de ese tipo son las críticas de la próxima diputada por Morena.

Y para ser sinceros, fueron pocos los candidatos de Morena que hicieron campaña en este proceso electoral, muchos de ellos, ni siquiera salieron a la calle a hacer su proselitismo, pues no se veían en estas condiciones.

Miente la diputada electa al decir que no hay nepotismo, cuando está a la vista de todos, habiendo tantos aspirantes a estos puestos, porque incluso una hermana aparecía como regidora plurinominal en la lista para el próximo gobierno.

Miente cuando dice que ella no tuvo nada que ver para que su madre, su cuñada y su hermana estuvieran en la lista para este proceso electoral del primero de julio, parece que la mitomanía ya se le viene dando.

Miente cuando dice que por la campaña que hicieron ella, su madre y su cuñada, ah y su hermana, la gente se volcó a darles su apoyo cuando a todas luces se vio que la gente votó en cascada por los candidatos de Morena sin mirar quienes eran.

El asunto de esto es que Morena se convirtió en el bastión de Merary que no sabemos qué tantos favores políticos le debe Andrés Manuel López Obrador, o Raúl Elenes Angulo, porque para ser sinceros, capital político no tiene.

Y quisiéramos preguntarle a Merary Villegas ¿dónde estaban los miles de votantes que le dieron su “respaldo” en las urnas?, pues cuando le entregaron su constancia como diputada electa lo hizo con poca gente.

Con eso decimos todo, Merary no tiene capital político, ni siquiera tiene carrera política su incursión en Morena ha sido “casualidad” en los cargos que ha tenido, y ahora la carretada de votos hacia su partido, le dio el gane, no ella.

Por decirles, Culiacán fue una de las ciudades que más le dio el respaldo en voto a López Obrador el 67.6% por ciento de los votantes le dio su respaldo a toda la fórmula, por esta razón los candidatos de Morena en la capital del estado ganaron 2 a 1, no por su linda cara.

Vale más que estas acciones, Merary Villegas no los vuelva a hacer porque se ve mal, corriente, y eso, para nada  abona al proyecto de AMLO, al que tanto apoya y no se baja de la boca.

Focos rojos para Morena con Merary.

CON DIENTES

La propuesta es clara y  concisa, la Auditoría Superior del Estado no puede seguir estando supeditada al Congreso del Estado para ser moneda de cambio, sino que debe de tener la autonomía necesaria para hacer su trabajo.

En este caso la propuesta que se tiene en el pleno es que a la ASE se le dé la autoridad necesaria para que pueda actuar en consecuencia y no esperarse a todo el procedimiento que se tenga que hacer.

Ciertamente, esta es una medida que los diputados de todas las fracciones parlamentarias se pongan a apoyarla, pero sobre todo perfeccionar la propuesta que está dentro de la comisión de puntos constitucionales.

Desde la formación de la ASE, y sus tres auditores que ha tenido en su existencia no se había propuesto una autonomía tal y ahora, las suposiciones son las que han mantenido al Congreso en la zozobra y parece indicar que los diputados de oposición quieren hacerla larga.

El asunto está en que esto no puede esperar, la desinformación ha sido mortal en este Congreso y este debe ser informado en tiempo y forma como se debe de desarrollar, esto sin duda no es más que un avance en la forma de hacer política.

La suposición es, principalmente de Morena, que la “independencia” de la ASE será para el Ejecutivo la maneje a su antojo, cuando en realidad es para que tenga una libertad de poder actuar.

La ASE tiene limitantes, y la propuesta del gobernador Quirino Ordaz ha sido desde que tomó posesión en el cargo de que se le den “dientes” a esta dependencia, lo cual hace pensar que las declaraciones de Morena tomen otro contexto.

El asunto se quiere hacer político cuando ya se ha elegido y faltan tres años para que se vuelva a tomar en cuenta para una campaña más, Morena aseguró que buscarán recuperar la reconciliación y es obvio que con esto no lo buscarán.

La razón más concreta de este asunto es que Morena cuando sea mayoría en el Congreso local se busque colgar esa medallita que sin duda será favorable para ellos, ese es el asunto interior.

SIN QUITAR EL DEDO

El Partido Sinaloense está  buscando nuevamente hacer frente a quien se ponga para buscar que su propuesta presentada hace varios meses de reducir el recurso para los partidos políticos prospere.

El presidente de este organismo político, Héctor Melesio Cuén Ojeda aseguró que en Sinaloa, 4 de cada 5 pobladores no quieren hablar de temas de política, pues la sociedad está muy decepcionada de ella.

Esta situación es preocupante pues una reconstrucción del estado mexicano tiene que pasar forzosamente por la reducción que se otorgan a los partidos y ha sido el PAS quien ha señalado en un 50 por ciento.

El martes pasado, el diputado Gene René Bojórquez Ruiz a nombre del grupo parlamentario del PAS, presentó un punto de acuerdo de solicitarle a la Cámara de Diputados que se haga esta reducción a las entidades políticas.

A este punto de acuerdo se sumaron los diputados panistas Zenén Aarón Xóchihua Enciso y Juan Pablo Yamuni Robles, quienes pidieron dar trámite en lo local a iniciativas que también tienen relación a la reducción del presupuesto para los partidos en Sinaloa.

En este tema, Cuén Ojeda aseguró que hace mucho tiempo el PAS viene exigiendo que se reduzca a por lo menos a la mitad lo que reciben los partidos políticos en México, ya que resulta muy cuestionable el hecho de que cantidades súper millonarias sean entregadas, mientras decenas de millones de mexicanos se encuentran en la pobreza y la miseria.

El PAS seguirá desde su trinchera buscar que esta petición progrese y se dé una mejor atención, pero sobre todo, que prospere esta propuesta que le beneficiaría sobremanera a los mexicanos, con reducir el gasto.

 

[email protected]

Facebook: Entreveredas

Twitter: @PeriodistaMarco