martes 17 de octubre de 2017 | 12:45
Columnas

PRI contra PAN, no contra AMLO. Un Güemez para que @YuririaSierra se encuentre

@FedericoArreola mié 11 oct 2017 09:07
1º AMLO, 2º Margarita, 3º Anaya, 4º PRI (con cualquiera).. Así que el PRI debe combatir, antes que a las otras opciones, al panista. Simple lógica
1º AMLO, 2º Margarita, 3º Anaya, 4º PRI (con cualquiera).. Así que el PRI debe combatir, antes que a las otras opciones, al panista. Simple lógica
Foto propiedad de: internet

 

La columnista

En su columna de hoy en Excélsior, la señora Yuriria Sierra, además de criticar la misoginia panista –tan lamentable–, se declara políticamente desconcertada. Ha dicho lo siguiente:

√ “Ahora resulta que el enemigo a vencer del PRI no es AMLO, sino el PAN”.

√ “Ahora resulta que el PRI haría lo que fuera necesario para quedarse con el segundo lugar en la elección presidencial, no el primero”.

√ “O más bien, no es el PAN, sino su dirigente nacional”.

√ “No sé en qué momento me perdí que, de pronto, es Ricardo Anaya el personaje que hace que echen a andar toda la maquinaria priista”.

 

El Filósofo

Para que Yuri se reencuentre rápidamente en estos tiempos de gran confusión, le recomiendo al Filósofo de Güemez, citado hace tiempo  en Twitter por un clásico del pensamiento mexicano nacido en Puebla, don Javier Lozano.

“Si dos perros persiguen una liebre, si no la alcanza el de adelante, cuantimenos el de atrás”, así hablaba el Filósofo.

 

1º AMLO, 2º Margarita, 3º Anaya, 4º PRI (con cualquiera)

En efecto, Andrés Manuel López Obrador va en primer lugar, en segundo iban el PAN o el Frente Ciudadano –esto quizá ya cambió con la renuncia de Margarita, que pudo haber mandado a su ex partido con todo y aliados a la tercera posición– y después viene el PRI.

La más reciente encuesta publicada, de Gabinete de Comunicación Estratégica –de Liébano Sáenz y Federico Berrueto– da estos resultados, nada sorprendentes, por cierto:

1º Con 29.4% de las preferencias, AMLO, de Morena

2º Con 19.4% de las preferencias, Margarita, independiente

3º Con 15.5% de las preferencias, Anaya, del Frente Ciudadano (PAN-PRD-MC)

4º Con 11.8% de las preferencias, José A. Meade, del PRI

 

La libere y los perros (dicho sea con todo respeto)

Está claro que, antes de pensar en alcanzar a los líderes, que son López Obrador y Margarita Zavala, el PRI –en este caso con Meade, pero es lo mismo con cualquiera de sus aspirantes– tiene que concentrarse en rebasar al que va en tercer lugar, el candidato del Frente (PAN-PRD-MC), Ricardo Anaya.

Después de que el PRI (con Meade o cualquier otro precandidato) deje atrás al Frente de Anaya, entonces, en la lógica del Filósofo de Güemez, atacará a la independiente señora Zavala.

Y si algún día el PRI se pone en segundo lugar, lo que se ve complicadísimo, entonces atacará a AMLO y Morena. Antes, ¿para qué?

 

Es un asunto de elemental lógica

La sabiduría del Filósofo de Güemes no falla: “Si dos perros persiguen una liebre, si no la alcanza el de adelante, cuantimenos el de atrás”.

En este caso –insisto, espero que no se ofendan–, son tres los perros perseguidores de la liebre que encabeza la carrera (AMLO), y por pura lógica, que si los de más adelante no alcanzan a Andrés, el que va al último menos.

En las carreras, cuando hay fuerza para ponerse en la pelea, a los rivales se les rebasa uno a uno.

Si no hay fuerza, que puede ser la situación actual del PRI, lo mejor es rendirse y pactar con alguno de los que van adelante.

 

Alianza Meade-Margarita

Parece razonable la alianza entre José Antonio Meade y Margarita Zavala, que han estado en el mismo equipo. El o la que se quede sin piernas para dar la batalla en los momentos más duros de la competencia, tendrá que resignarse a apoyar al otro o la otra.

La queja de Ricardo Anaya es que Margarita ayudará al PRI si Meade es el candidato de este partido. No necesariamente ocurrirá así. El espanto del dirigente panista y casi seguro candidato del Frente Ciudadano tiene su origen en la otra posibilidad: que sea Meade el que apoye a la señora Zavala, lo que quizá la pondría en una posición muy competitiva para pelear la Presidencia con el gran favorito, AMLO.

Alianza Anaya-EPN

En otro momento del sexenio hubo una alianza entre Ricardo Anaya y el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto. Se rompió. ¿De quién fue la culpa? De nadie en particular. En política los acuerdos tienen fecha de caducidad. No está permitido quejarse. El que no aguante, que se dedique a otra cosa.