martes 17 de octubre de 2017 | 12:53
Columnas

Trump en las Naciones Unidas

@rickypedraza mar 19 sep 2017 12:22
Trump consideró que el acuerdo nuclear con so.stuvieron con Irán y otras potencias es una vergüenza
Trump consideró que el acuerdo nuclear con so.stuvieron con Irán y otras potencias es una vergüenza
Foto propiedad de: Internet

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, tuvo su primera intervención en las Naciones Unidas. Con un discurso fuerte y frontal, Trump les dijo a todos los representantes de las naciones presentes  sus planes, lo que pensaba y lo que iba a hacer.

Contra Corea del Norte

Además de llamar a Kim Jong-Un  “Hombre Cohete”, Trump dijo directamente que si Corea del Norte intenta hacerse con armamento atómico estaría comenzando una misión suicida. Dijo que EEUU tiene paciencia pero que si Corea del Norte  amenaza a su país o alguno de sus aliados  no tendría más opción que destruirlos totalmente.

 

También hizo un llamado a la comunidad internacional para hacer mucho más para contener la amenaza que representa Corea del Norte, considerando inaceptable que se siga colaborando con el régimen de Kim Jong Un. Recalcó que es momento de aislar totalmente a Corea del Norte hasta que las amenazas lanzadas por su gobierno cesen por completo.

Contra Irán

Al parecer el presidente Trump es constante en cuanto a los acuerdos firmados por la administración del presidente Obama. Consideró que el acuerdo nuclear con sostuvieron con Irán y otras potencias es una vergüenza y que podría abandonarlo si sospecha que es una tapadera para la construcción de un programa nuclear iraní.

 

Además tachó de parias a los dirigentes de Irán, diciendo que es una dictadura corrupta y que han convertido un país rico, cultural e históricamente en un estado corrupto.

Contra Venezuela

La noche anterior, Trump, había tenido una cena con líderes latinoamericanos (no incluyendo a México) sobre Venezuela y sus intenciones de terminar con el régimen que existe actualmente en ese país.

Hoy en la intervención que tuvo en la ONU, afirmó que el gobierno de Maduro es una dictadura socialista inaceptable. Agregó que el país está a punto de sufrir un colapso y dijo que EEUU está listo para adoptar nuevas medidas si Nicolás Maduro persiste en imponer un gobierno autoritario.

 

En su discurso dijo que no se podía quedar al margen solo viendo lo que pasa en Venezuela. Denominó a Estados Unidos como un vecino y amigo responsable con la meta de recuperar la libertad,  restaurar al país y retornar a la democracia.

Primero nosotros

Donald Trump señaló que siempre pondrá a “América” primero, que sería lo mismo que haría cualquiera de los presidentes de los países representados hablando de sus países. También dijo que su país es el que más invierte en las Naciones Unidas y que no debería de hacerlo pero que esa inversión vale la pena si hay paz en el mundo. Aunque también dijo que las fuerzas armadas de Estados Unidos son más fuertes que nunca.

Habló, sin mencionar al TLCAN, de todas las malas decisiones de negocio que ha tomado EEUU en anteriores administraciones y cómo éstas han ido minando a la clase media. Y cómo van a ir solucionando todo para que estos acuerdos sean benéficos para Estados Unidos y sus ciudadanos.

Dijo que entre los países representados en la ONU existen algunos que apoyan al terror y además amenazan a otras naciones y a su propia gente con las más destructivas armas conocidas por la humanidad.

Comentó que los primeros meses de su administración ha tenido muchos logros y que viven en tiempos de magníficas oportunidades pero también de grandes peligros.

El “cameo” a los representantes de los países

Hace algún tiempo fui a una plática de Joe Navarro, un ex agente de la FBI especializado en el área de comunicación no verbal. Navarro tiene varios libros sobre como Leer lo que el cuerpo dice y hoy en los cameos que hizo el director de cámaras se puede encontrar mucha información.

Tomaron a varios de los representantes de los países “agredidos” por el discurso de Trump en actitudes bastante interesantes. Los gestos verbales de los países de Medio Oriente eran un poco de “escucho, pero no me causa problema” algo así como adolescente siendo regañado por sus padres. En la parte de Corea del Norte, donde hubo una amenaza real, la postura era más de atención y de tomar notas de lo que se decía. Los venezolanos se notaban preocupados y con un gesto de querer responder. La cara de la esposa de Trump era un poco dura y su semblante bastante serio, como apoyando lo que su marido decía. La cara y las posturas de los representantes de Estados Unidos tenían un dejo de preocupación, esperando las reacciones de los demás representantes.

Lo que se puede deducir es que no todos en Estados Unidos están convencidos o en el mismo carril que el presidente.

Hoy 19 de septiembre, puede ser un parteaguas en la historia moderna de la humanidad. El discurso de Trump puede ser el detonador de muchos sucesos a nivel mundial. Especialmente con los países de Oriente Medio, Corea del Norte y Venezuela. Hay que estar atentos a lo que sucederá en las próximas semanas.