domingo 23 de julio de 2017 | 01:49
Columnas

El 16-J

@rickypedraza lun 17 jul 2017 09:23
Samuel Moncada, le sacó la tarjeta roja a Fox
Samuel Moncada, le sacó la tarjeta roja a Fox
Foto propiedad de: Internet

Quien tenga amigos venezolanos en las redes seguro vio fotos de ellos votando en una consulta llevada a cabo por la oposición venezolana en Venezuela y en los países donde hubiese venezolanos que quisiesen organizar dicha consulta.

¿De qué trata el 16-J?

Es  una votación que se realiza por los partidos opositores al que se encuentra actualmente en el gobierno de Venezuela. Esta votación tiene una boleta con tres preguntas donde se tiene que responder sí o no.  Básicamente, están llamando al pueblo para que rechace cambios que se harían a la Constitución Venezolana que le permitirían al Gobierno de Nicolás Maduro una perpetuidad con tintes de dictadura. Lo que buscan es que se respete la constitución de 1999 donde el gobierno no tenía las atribuciones que ahora quiere adquirir.

 

¿Suficiente o no?

El ejercicio venezolano dio como resultado que más del 98 por ciento de los que votaron rechazan las acciones que tiene pensado emprender el gobierno actual. Lo que demuestra que los que fueron a realizar su voto tienen la voluntad de hacer que la situación actual de su país cambie para bien. Más de 690 mil venezolanos que habitan en el extranjero también alzaron la voz buscando ese cambio.

El problema pudiera ser o no, el número de votantes. Las personas que realizaron el voto fueron 7 millones 186 mil 170 personas. El gobierno actual ganó con 7.7 millones de votos las elecciones parlamentarias del 2015 y Maduro ganó con un poco mas de 7 millones 500 mil votos. En cuestión de números, tendrían que conseguir que más de 500 mil personas se unan al movimiento para hacer que el cambio que desean suceda.

 

La validez del ejercicio

El Consejo Nacional Electoral venezolano ha dicho que esta consulta carece de validez y pide a la oposición que no genere falsas expectativas al respecto.

Imagino que los líderes opositores lo saben perfectamente, y que este ejercicio es como un entrenamiento previo a la gran pelea que se llevará a cabo el 30 de julio sobre los comicios a la asamblea constituyente. Este ensayo les da una idea más fuerte que una encuesta de opinión pues las personas realizaron el ejercicio del voto, muy similar a lo que harán a fines de mes.

Si fuera boxeo, este sparring es lo más cercano al peleador con el que boxearán en 15 días.

Los cinco invitados

Como testigos de honor de todo este movimiento volvieron a invitar a los 5 ex mandatarios Laura Chinchilla, de Costa Rica; Andrés Pastrana, de Colombia; Jorge Quiroga, de Bolivia; Miguel Ángel Bolivia, de Costa Rica y Vicente Fox de México. Estos ex presidentes fueron llevados por Iniciativa Democrática de España y las Américas (IDEA). IDEA es un foro internacional no gubernamental formado por 35 ex jefes de estado y de gobierno que tiene como objetivo reinstalar, fortalecer y defender la democracia.

Como resultado de esta intervención, Vicente Fox fue considerado “Persona non Grata” por el gobierno de Nicolás Maduro. El ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Samuel Moncada, le sacó la tarjeta roja a Fox argumentando una medida “profiláctica de protección”. Moncada afirmó que el ex presidente Fox llegó a Venezuela a promover la violencia y la intervención de potencias extranjeras por lo que no podrá regresar “nunca más” a ese país.

Los 500 mil y el miedo

Aunque el ejercicio solamente era válido como consulta, hubo personas que no lo vieron así y se desataron acciones violentas para amedrentar a las personas que fueron consultadas sobre las decisiones que tomara el gobierno venezolano. ¿Cuántas personas de las que votaron hoy vencerán el miedo creado por estos violentos y votarán?

Si el número de personas que votaron en la consulta se mantiene, esto será una muy buena base para lograr el cambio deseado. El número mágico es de al menos 500 mil personas más.

¿Será que están preparados para que suceda ese cambio?