domingo 28 de mayo de 2017 | 09:58
Columnas

Código Alfa: Adolescentes de hoy… Sumamente confundidos

@edwardsol jue 18 may 2017 16:44
Tienden a buscar ser reconocidos pero sin imágenes extremas de ninguna índole
Tienden a buscar ser reconocidos pero sin imágenes extremas de ninguna índole
Foto propiedad de: Internet

La adolescencia es esa etapa de la vida donde se carece de todo sentido de coherencia frente al mundo y es específicamente donde los seres humanos decidimos lo que intentaremos hacer con nuestra vida y para el resto de nuestra existencia, en esta etapa carecemos de sentido común, de solidaridad con quienes nos rodean, de empatía con el mundo pero sobre todo es cuando nos transformamos como las orugas en mariposas o engendros diabólicos dependiendo de lo que concebimos de nosotros mismos.

De niño a adolescente

En esta etapa los adolescentes que sufrieron de bullying durante su niñez por haber sido ñoños o ñoñas y que comúnmente fueron gorditos, temerosos y feos rechazados por sus compañeros por estas mismas razones, y que vienen de familias donde los padres no realizaron su trabajo de fortalecimiento emocional y psicológico por estar más al pendiente de ellos mismos, o aquellos que fueron sobreprotegidos por sus tutores y engañados al decirles que son bellos, especiales y “muy importantes”, son los más peligrosos para la sociedad pero principalmente para ellos mismos.

De ñoño a adolescente

Los niños ñoños que sufrieron de bullying y que han mantenido su autoestima muy baja durante mucho tiempo, son los que tendrán los cambios más extremos y drásticos rechazando todo aquello que les provocó dolor en la infancia.

Así usted podrá ver al clásico gordito o gordita cachetona de imagen amable y tierna, buscar deshacerse de esa fachada que lo llevó en la infancia a ser visto como un “perdedor” por los demás tomando una decisión de entre tres vertientes para continuar su vida…

Vertiente 1: Adolescente rebelde, agresivo e inconforme…

El clásico adolescente que viene de ser un ñoñazo de baja autoestima, tiende a realizar un cambio radical en su apariencia y forma de vida, cambian sus gustos musicales totalmente de escuchar pop melódico de agrupaciones que le cantan a lo bello del amor, a escuchar canciones oscuras terroríficas sobre la muerte y el desamor, se cortan el cabello de la misma manera radical ya sea con cortes a lo skin head o cabellos largos con colores variados, se perforan alguna parte del cuerpo o se realizan tatuajes que les ayuden a cambiar su “débil imagen” por una totalmente agresiva.

También estos ñoñazos son aquellos que se convierten en el clásico borracho que busca llamar la atención de los demás dándoselas de muy aguantador para el alcohol, toman todos los días y buscan generar esa imagen de buchón bueno pal pedo y/o las drogas para que los demás los “admiren” por sus hazañas.

Vertiente 2: Adolescente “adaptado” a los cánones sociales

Esta adolescente busca de manera inmediata ser reconocido por sus padres o tutores principalmente buscando dar una imagen de pulcritud y de buenas formas, trata de ir bien en la escuela, busca verse bien para los demás realizando ejercicio y llevando una dieta balanceada, su look es el popular de moda donde encaja perfectamente con lo establecido y socialmente aceptado, su actuar es moderado y con un toque de superioridad que lo llevará a buscar una posición de reconocimiento entre los que los rodean tramando desde esta etapa un camino que de éxito buscando el dinero y lo que éste compra para satisfacer por supuesto las carencias de su niñez.

Vertiente 3: Adolescente intermedio

El adolescente intermedio es una mezcla de los dos anteriores y de hecho son los que más abundan,  tienden a buscar ser reconocidos pero sin imágenes extremas de ninguna índole, se visten de manera informal sin pretender verse como princesas o metrosexuales, van a la escuela y ahí se la llevan entremezclándose con actividades sociales de manera “normal” y común, pueden pasar desapercibidos un día y el otro buscar ser el alma de la fiesta.

Adolescencia hoy

Los adolescentes de hoy tienen una actitud mucho más débil que la que tuvimos anteriormente y se debe en mucho a la sobrecarga de información que reciben de todos lados y que el cerebro no es capaz de asimilar de manera adecuada, por un lado el mundo les muestra que la belleza y el dinero les da popularidad como personalidades como Justin Bieber o Kim Kardashian por citar a algunos y por otro lado los ataques feministas contra quienes se dejan llevar por estos cánones de belleza y estructuras capitalistas los confunden aún más.

Para un adolescente de hoy es mucho más complejo decidir por su vida ya que se encuentra inmerso entre lo socialmente aceptable que es totalmente polar, ya que tener dinero, ser famoso, tener belleza y estar en contra de todo esto, es absolutamente aceptable y eso causa una total frustración.

En general podemos reconocer la formación de un adolescente en su niñez de acuerdo con la imagen de desea proyectar, claro hay adolescencias que duran varios años donde mujeres u hombres cuarentones o cincuentones siguen explorando sus capacidades, se les nota al hablar y vestirse fuera de su contexto social y cultural, se quedan extraviados en algún lugar del espacio tiempo con sueños de grandeza que no llevan a cabo porque lo importante no es tener la idea, sino llevarla a cabo.

Y así es como funcionan los políticos mexicanos que mantienen su plena adolescencia a flor de piel vendiéndonos sueños e ideas que no tiene idea de cómo realizarlos o llevarlos a cabo dejándonos en un limbo como el que tiene un chamaco de 15 años en su cabeza.