Reintegración plena para jóvenes infractores: Javier Duarte

En la aplicación de la Ley de Responsabilidad Juvenil de Veracruz, pionera a nivel nacional, el gobierno del estado hace su parte para que los jueces encargados de esta delicada tarea tengan un espacio adecuado para ejecutar las sanciones y

Palma Sola.- En la aplicación de la Ley de Responsabilidad Juvenil de Veracruz, pionera a nivel nacional, el gobierno del estado hace su parte para que los jueces encargados de esta delicada tarea tengan un espacio adecuado para ejecutar las sanciones y garantizarles una segunda oportunidad a los jóvenes a través de su reintegración plena.

Aseguró lo anterior el gobernador Javier Duarte de Ochoa al inaugurar en la Ciudad de los Niños el edificio que alberga el Juzgado de Responsabilidad Juvenil con recursos del Fondo de Seguridad Pública Estatal y del Fondo de Aportaciones para la Seguridad Pública en los Estados por un total de 27 millones de pesos, incluyendo obra estatal directa.

Acompañado por el presidente del Tribunal Superior de Justicia del Estado, magistrado Alberto Sosa Hernández, y por el presidente del Congreso local, diputado Eduardo Andrade Sánchez, el mandatario estatal destacó que en el nuevo edificio los jueces especializados en adolescentes y los jueces de garantías y de ejecución, desarrollarán sus tareas en un espacio diseñado para este fin, con juicios que incorporan la oralidad y que colocan a Veracruz a la vanguardia para velar por la aplicación pronta y expedita de la justicia.

Los juzgadores estarán encargados de la delicada tarea de aplicar la Ley de Responsabilidad Juvenil, la cual, por un lado, responde a la necesidad de que las víctimas de delitos encuentren justicia, pero además, equilibra la legítima aspiración de la sociedad con otra prioridad fundamental: la protección de los menores de edad, sostuvo.

Opinó que se debe buscar sancionar pero sin condenar a los jóvenes a un castigo que los ponga en un callejón sin salida, es decir, “se requiere de sanciones que verdaderamente rompan el círculo trágico que los llevó a conducirse al margen de la ley. Se trata de reincorporar a los jóvenes a nuestra sociedad y ofrecerles un mejor futuro”.

Los jóvenes que cometen algún delito, dijo Duarte de Ochoa, deben ser responsables ante la sociedad, pero al mismo tiempo, las autoridades son responsables de que ellos sean sujetos de la protección del estado.

“Nuestro reto es avanzar hacia condiciones en las que cerremos el paso a las causas primigenias de conductas antisociales entre los adolescentes. Ello implica generar mayores oportunidades de desarrollo y fomentar familias bien integradas donde los padres tengan empleo y sus hijos, acceso a una educación de calidad”, puntualizó.

Esta es una tarea que comparten los tres poderes del estado, no es una encomienda exclusiva de los juzgadores, señaló.

El legislativo ha hecho su parte en la creación de mecanismos legales novedosos; el Judicial ha emprendido un profundo proceso de profesionalización para ejercer su labor en forma ejemplar, y el Ejecutivo avanza en esa misma ruta al ofrecerles un espacio adecuado en la Ciudad de los Niños para ejecutar las sanciones y garantizarles una segunda oportunidad a los jóvenes a través de su reintegración plena, indicó.

Por ello, dijo, en este evento los representantes de los Poderes Legislativo, Judicial y Ejecutivo envían un claro mensaje a la sociedad en torno a la unidad de objetivos para dar resultados, “hechos, no palabras, a la sociedad veracruzana”.

El gobernador Javier Duarte de Ochoa estuvo acompañado por el presidente municipal, Lucio Castillo Bravo; la diputada Karime Aguilera Guzmán; el presidente de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos, Luis Fernando Perera Escamilla; el secretario de Desarrollo Social del gobierno estatal, Marcelo Montiel Montiel, entre otros servidores públicos.

Durante su visita a las instalaciones del nuevo juzgado, las autoridades presenciaron un ejercicio de juicio oral.

0
comentarios
Ver comentarios