No la ví, dijo Roberto a padres de Gisela tras asesinarla

Dueño cibercafé
Dueño cibercaféTomada de video

“Solito él se declara culpable […]. Es algo muy aterrador todo lo que él mismo declara, la forma en que lo hizo y cómo victimizó a mi sobrina”, consideró Sergio Martínez.

México.- Por feminicidio agravado, un juez vinculó a proceso a Roberto “N”, dueño del cibercafé donde fue vista por última vez Giselle, la niña de 11 años asesinada en Chimalhuacán. El sujeto aceptó que abusó sexualmente de la menor y después la mató.

Según reportó el noticiero En Punto, de Televisa, la mañana del 19 de enero, Giselle llegó al cibercafé de Roberto y utilizó una computadora para enviarle un mensaje a su mamá por Facebook. Mientras la menor esperaba la respuesta de su mamá,  el presunto agresor le dijo que le invitaba un refresco en su casa, al lado del negocio.

Giselle aceptó  y, una vez ahí, según los elementos de prueba, Roberto abusó sexualmente de ella. Para evitar ser denunciado, la golpeó y estranguló.

Después, el ahora imputado reabrió el cibercafé, incluso recibió a los padres de la menor, quienes le preguntaron si la había visto, lo que Roberto negó.

“Las cámaras alternas enfrente del callejón, las que dan a la secundaria”, gracias a ellas ahí las autoridades observaron que la niña ingresó al cibercafé, pero ya no salió, indicó Sergio Martínez, tío de la víctima.

Roberto mantuvo el cuerpo de Giselle en su cuarto hasta el anocher. En el auto de sus padres trasladó a Giselle a un predio en Ixtapaluca, donde también arrojó la ropa y algunos objetos manchados con sangre y semen. La versión de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México, respaldada por evidencia, coincide con la declaración del propio imputado.

“Solito él se declara culpable y sí, la justicia ya llegó para Giselle […]. Es algo muy aterrador todo lo que él mismo declara, la forma en que lo hizo y cómo victimizó a mi sobrina”, consideró Sergio Martínez.

0
comentarios
Ver comentarios