Mujer clama a Zetas por su esposo plagiado en Texas

Una mujer residente del sur de Texas está pidiendo clemencia al cártel de "Los Zetas" en México, ya que considera que ellos están detrás del secuestro de su esposo, ocurrido el pasado 30 de marzo. 

Texas, EU.- Una mujer del sur de Texas está pidiendo clemencia al cártel de "Los Zetas" en México, ya que considera que están detrás del secuestro de su esposo ocurrido el 30 de marzo y realizado por tres hombres armados que irrumpieron en su casa.

 

Marina Morfín le comentó al periódico The Monitor of McAllen que los tres sujetos rompieron los cristales de la puerta principal y las sometieron a ella y a su hija de 4 años de edad amenazándolas con las armas.

 

Relató que cuando su esposo, Armando Morfín, llegó a casa, se lo llevaron.

 

“Por favor, déjenlo ir”, dijo durante la entrevista que concedió al periódico.

 

“No sé qué haya hecho mal que tuvieron que llevárselo. Déjenlo ir. Está enfermo. Está más acostumbrado a nosotros que a ellos. Sus hijos lo necesitan. Su familia lo necesita. Yo lo necesito”.

 

"Los tres sujetos que irrumpieron en la casa actuaron profesionalmente", dijo.

 

Vestían uniformes de camuflaje, incluyendo gorras y máscaras para el rostro y hablaban español fluidamente.

 

“Me dijeron quiénes eran y me ordenaron que no los viera, así que cerré mis ojos”, dijo.

 

“Estaba tan asustada que pensé que me matarían”.

 

En lugar de eso, la amarraron y amordazaron a ella y a su hija y esperaron hasta que Armando Morfín llegó a casa.

 

“Escuché cuando él llegó y se bajó del auto”, dijo acerca de su esposo.

 

“Y cuando abrió la puerta gritó un improperio “¿Qué ……?””.

 

Después de un forcejeo, los tres hombres sujetaron a la víctima y se la llevaron, así como también los teléfonos celulares de la familia y las llaves del auto, agregó.

 

“Gracias a Dios que no me tocaron”, dijo.

 

“No me hicieron nada a mi ni a mi hija. Aunque no sé qué le están haciendo a mi esposo”.

 

Armando Morfín, de 40 años de edad, no ha sido visto desde entonces.

 

El secuestrado es propietario de un negocio de decoración de jardines que no le daba ingresos para “tener lujos”, dijo su esposa de quien el Monitor reportó que se mudó fuera de Texas.

 

En el mes de diciembre, los médicos le habían diagnosticado a él esclerosis múltiple, una enfermedad que ataca el sistema nervioso.

 

En 1999, Morfín recibió una sentencia de 8 años en prisión después de declararse culpable de cometer una felonía por posesión de drogas, de acuerdo a la base de datos del Departamento de Seguridad Pública de Texas.

 

La familia de Morfín está ofreciendo una recompensa en efectivo a cualquier persona que proporcione información acerca del lugar en donde se encuentra, según reportó The Monitor.

 

“Tengo que tener esperanza porque si no la tengo, no hay vida”, dijo su esposa.

 

“Sé que va a regresar. Tiene que hacerlo. Tiene tres hermosos hijos que lo aman y yo lo adoro”.

 

0
comentarios
Ver comentarios