domingo 19 de mayo de 2019 | 02:39
Internacional

Detienen a hombre armado que quiso entrar a la Casa Rosada y ver a Macri

Alberto Rodríguez lun 13 may 2019 13:30
Foto propiedad de: Efe

El sujeto argumentó que tenía una cita con el presidente de Argentina.

México.- Policías federales de Argentina detuvieron este lunes a un hombre que intentó ingresar con un arma de fuego a la Casa Rosada, sede del gobierno federal, argumentando que tenía una cita con el presidente Mauricio Macri.

De acuerdo con la agencia Efe, Francisco Ariel Muñiz fue detenido por elementos de la Casa Militar (Estado Mayor), quien escondía una Magnum 44 en un portafolios y luego intentó entrar en la residencia oficial “aduciendo tener una audiencia” con el presidente.

Puedes leer: Despiden a trabajadora en Argentina por un viral porno

"Al constatarse que la audiencia con el Presidente no existía, el hombre intentó dejar el maletín que contenía un revólver Magnum 44 Taurus", señaló la Presidencia en un comunicado luego del incidente. 

El sujeto se acercó a la reja del edificio y solicitó ver al presidente, pero elementos de la Policía Federal le indicaron que “no eran los medios ni la forma, lo que generó el descontento del hombre, quien de manera imprevista arrojó una caja plástica de pequeña dimensión dentro del predio”, continúa el texto.

Muñiz se alejó caminando del lugar pero la Policía lo detuvo metros más adelantes, para luego constatar que había un arma en la caja de plástico. 

No es el primer intento de atentado contra Mauricio Macri

Esta no es la primera vez que alguien intenta vulnerar la seguridad de Mauricio Macri, un presidente que en los últimos meses ha perdido mucha popularidad debido a la crisis económica.

Hace casi dos años, un sujeto chocó de madrugada su vehículo contra las rejas de la Casa Rosada; luego de su detención, se supo que la persona sufría padecimientos psiquiátricos.

Recomendamos: Morena invita a ex ministro de Economía de Cristina Fernández

Por otro lado, en noviembre pasado cuatro jóvenes intentaron entrar con un automóvil a una de las casas de descanso de Mauricio Macri. En aquella ocasión, los jóvenes pasaron el primer punto de control afirmando que una de las pasajeras era ahijada del presidente, quien se encontraba en la quinta.

Tras darse cuenta del engaño, los policías siguieron al vehículo y los jóvenes se dieron a la fuga; tras una persecución, los detuvieron en un restaurante de comida rápida cercano.