21 de septiembre de 2021 | 21:21
Geek

Misión japonesa revela el clima nocturno de Venus

Por medio de esta misión japonesa en el planeta Venus, los científicos pueden pronosticar lo que ocurrirá en la Tierra con el cambio climático
Venus
Compartir en

Científicos de la misión japonesa Akatsuki lograron crear un método para conocer el clima nocturno del planeta Venus.

Los investigadores señalaron que conocer el clima nocturno en Venus es complicado debido a que la ausencia de luz solar dificulta la obtención de imágenes.

Esta es la primera vez que se obtienen imágenes del clima nocturno de Venus

Sin embargo, esta es la primera vez que los científicos pudieron observar de manera simultánea y global las nubes altas del lado diurno y nocturno del planeta Venus.

Los resultados de la investigación fueron publicados en la revista ‘Nature’, en un artículo firmado por el español Javier Peralta.

El orbitador climático japonés Akatsuki fue lanzado en 2010 con la misión de observar Venus y estudiar su meteorología mediante una serie de dispositivos de estudio.

Akatsuki está equipado con sensores infrarrojos para revelar datos del tiempo atmosférico nocturno de Venus.

Los investigadores analizan el movimiento de las nubes de Venus, tanto de día como de noche, por medio de longitudes de onda de la luz infrarroja.

De acuerdo con los científicos, el estudio de la atmósfera de Venus puede ayudar a comprender mejor el clima en la Tierra.

Hasta ahora, sólo se había podido estudiar el tiempo atmosférico de la cara diurna, observando las nubes cuando son iluminadas por el Sol.

Además, anteriormente, se podían realizar algunas observaciones en infrarrojo del lado nocturno, pero no ofrecían una idea clara del clima general de Venus.

El clima de Venus podría predecir las consecuencias del cambio climático en la Tierra

Los científicos japoneses señalan que el clima de Venus es un caso especial ya que su atmósfera  gira hasta 60 veces más rápido que el planeta.

Por lo tanto, para realizar los estudios y análisis de los lentos movimientos atmosféricos norte-sur, el equipo tuvo que compensar la velocidad que se produce de este a oeste conocida como superrotación atmosférica.

Pero, por medio de un bolómetro LIR, la nave japonesa pudo observar las nubes altas de Venus y sus movimientos.

Kiichi Fukuya, autor principal del estudio, comentó que los vientos nocturnos de Venus soplan de manera contraria a los vientos diurnos.

En el lado diurno de Venus, los vientos soplan desde el ecuador hacia los polos, mientras que en el lado nocturno prevalecen los vientos que van desde los polos hacia el ecuador.

Fukuya asegura que esto podría resolver “algunas preguntas sin respuesta desde hace tiempo sobre el clima venusino y, probablemente, también sobre el terrestre”.

Los mares de Venus se evaporaron cuando el planeta superó los 450 grados centígrados

Por su parte, el científico Javier Peralta explicó que una de las preocupaciones de la actualidad es conocer las consecuencias que sufrirá la Tierra a causa del cambio climático.

La Tierra y Venus nacieron siendo ‘planetas gemelos’ pero evolucionaron de manera muy diferente:.

El efecto invernadero en Venus provocó que sus mares se evaporaran cuando la temperatura del planeta subió a más de 450 grado centígrados.

“Por eso, Venus y sus condiciones extremas pueden darnos pistas sobre lo que podría suceder en nuestro planeta y cómo evitarlo”

Javier Peralta

Finalmente, Javier Peralta dijo que estas imágenes del clima de Venus permiten ver las nubes del lado diurno y el lado nocturno a la vez.