lunes 23 de abril de 2018 | 10:15
Geek

The War Machine de COD: WWII es bueno, pero nada fuera de lo normal (Reseña)

Pablo López / SDPnoticias.com lun 16 abr 2018 19:33
The War Machine
The War Machine
Foto propiedad de: Activision

El contenido se arriesga, aunque no da el salto para cambiar la fórmula.

Call of Duty: WWII vio la llegada de su nuevo contenido, The War Machine, el cual agregó tres nuevos mapas, una operación para Guerra y un capítulo en Nazi Zombies. Nosotros pudimos darle un vistazo a detalle a todos los agregados y te podemos decir que, aunque tiene muchos puntos altos, en general no se aleja de la formula de la saga.

Lo primero que tenemos son los nuevos mapas para el multijugador: Egipto, Dunkerque y V2. Cada uno tiene características únicas para diferentes tipos de juego y jugadores; la playa francesa es abierta y pensada para explotar a los francotiradores, creando una especie de "Tierra de Nadie" virtual; caso contrario es la fábrica de misiles, la cual es cerrada y pequeña comparada con todos los otros mapas del juego, donde premia el combate cercano; dejando a las pirámides como el terreno más equilibrado, pues tanto tiradores, como infantería pesada, pueden jugar sin que se vean favorecidas por el terreno.

No hay mucho que decir en este aspecto, pues los usuarios se adecuarán al mapa que más les guste o convenga; en nuestro caso, nuestro favorito fue V2, pues nuestro estilo es más físico, centrándonos en distancias cortas y medias, aunque consideramos que el mejor diseñado es Egipto por lo mencionado en el párrafo anterior.

Ahora bien, Operación Husky es la nueva misión que tenemos en Guerra, sin lugar a dudas, lo mejor que ofrece The War Machine. Aquí nos vamos a Sicilia en una ofensiva desesperada por recuperar la ciudad del dominio alemán. Si bien una buena parte de la incursión transcurre de modo "normal" para lo que estamos acostumbrados; casi al final de llega lo que eleva a este nuevo contenido. Dejamos de lado el combate terrestre para irnos al aire; así es, los dos equipos se enfrentarán en un combate aéreo para decidir el futuro de la guerra en esta parte del mundo.

Manejar los aviones no es nada complicado, se ve que la gente de Activision y Sledgehammer aprendieron algo de lo sucedido en Infinite Warfare, donde se probó por primera vez el uso de naves de batalla. Estos combates son intensos y muy bien logrados, cuando termine la misión querrás jugar otra vez sólo para volver a surcar los cielos.

Por último está "El Trono Sombrío", el nuevo capítulo de Nazi Zombies. Lamentablemente, el buen sabor de boca que nos deja Husky, no se transmite a esta nueva aventura con los muertos vivientes; pues aquí no hubo ninguna innovación, de nueva cuenta te enfrentarás a hordas de enemigos en varias oleadas, comprando armas y habilidades con los puntos que obtienes, desbloqueando distintos puntos del mapa conforme avanzas. 

Es decir, lo mismo que hacías en los otros dos capítulos; la única novedad es que aquí recorrerás las calles y alcantarillas de Berlín. Claro, no por eso es menos divertido y visceral el aniquilar a cientos de zombies, pero nos hubiera gustado algún giro como el visto en Guerra.

Al final de día, The War Machine es un contenido cumplidor, con buenos momentos como los mapas Egipto y V2, sin olvidar lo impresionante de Operación Husky; y con otros un tanto regulares, tal es el caso de Dunkerque y El Trono Sombrío. Tiene los suficientes argumentos para agradar a los fans de toda la vida del juego; además de darle un buen rato a jugadores no tan metidos en COD o los FPS.