domingo 16 de diciembre de 2018 | 10:38
Estilo de vida

En este museo podrás probar la comida más rara ¿y asquerosa?

Redacción SDPnoticias.com mar 20 nov 2018 15:10

Cuando se trata de comer, lo que a alguien le parece suculento, para otra persona puede resultar completamente delicioso, asó como pasa con el Durian, la fruta más apestosa del mundo que tiene muchísimos fans en Asia.

Si de por sí es común que en una misma región los gustos alimenticios se polaricen, ahora imagínate lo que pasa cuando hablamos de los alimentos más extraño (y muchas veces los más apreciados) de diferentes partes del mundo, es obvio que no a todos va a gustarnos lo mismo. Esa es la intención del Museo de la Comida Asquerosa, en la ciudad sueca de Malmö, mostrar la gran diversidad y retar a sus visitantes a librarse de prejuicios para deleitar su paladar con algunos de los alimentos más raros de la orbe.

Desde pene de toro, hasta queso con gusanos, y chapulines (sí, las chapulines que aquí nos comemos están en este peculiar menú) sorprenden a los visitantes en la exposición que estará abierta en un antiguo matadero, pero pretende visitar otras ciudades y fue creada por Samuel West.

En la exposición también hay quesos de Borgoña, langosta, caracoles, cabezas de conejo o jugo de ojo de cabra, unos manjares que bien podrían parecen salidos de un libro de hechicería. 

Pero no te preocupes si tu estomago es muy sensible, cuando entras al museo, junto con tu boleto te dan una bolsita para vómito que podrás usar en cualquier momento.

¿Te aventurarías a conocer este museo y disfrutar de su oferta culinaria internacional?

Con información de AFP.