martes 23 de abril de 2019 | 02:12
Deportes

La 'Garra Charrúa' del Atleti sentencia a la Juventus de Cristiano (VIDEO)

Orlando Real mié 20 feb 2019 16:23
Godín marcó el segundo tanto del Atleti
Godín marcó el segundo tanto del Atleti
Foto propiedad de: AFP

Con goles de José Giménez y Diego Godín, el conjunto colchonero logró reflejar la superioridad que impuso en el trámite del encuentro ante los italianos.

El Atlético de Madrid de Diego Simeone dio un contundente golpe a la Juventus de Cristiano Ronaldo al llevarse el triunfo 2-0 en el duelo de ida de los octavos de final de la Champions League, gracias a dos tantos de manufactura uruguaya. 

El primer tiempo fue más que parejo, pues ambos equipos, fieles a sus características, estuvieron bien parados en defensa, evitando cualquier ocasión de peligro en sus marcos.  

Pero el Atlético de Madrid salió al ataque en el complemento y muy pronto abrió el marcador al minuto 71 cuando Álvaro Morata, recién ingresado al campo, remató de cabeza para marcar el 1-0; sin embargo, el tanto fue anulado por una polémica falta del atacante español sobre Giorgio Chiellini. 

El Atleti no se rindió y al minuto 78 tomaron la delantera en una jugada a balón parado en la que José Maria Giménez aprovechó un par de rebotes dentro del área grande para mandar a guardar la redonda. 

Pero eso no sería todo, pues el otro zaguero uruguayo del Atlético, Diego Godín, también se haría presente en el marcador de manera muy similar: una jugada a balón parado desde el costado derecho donde el charrúa aprovechó un mal rechace de la zaga para rematar y vencer al portero de la Juve. 

Cristiano trató de levantar a su equipo en los últimos minutos del encuentro para recortar distancias rumbo al duelo de vuelta; no obstante, lo más peligroso que lograron fue un remate del portugués que se fue por encima del travesaño. 

Fue así que el conjunto colchonero saca un gran resultado rumbo al partido de vuelta, pues además de la ventaja de dos tantos no permitieron gol de visitante. Pero la Juventus no se dará por vencido y buscará darle la vuelta en su casa, aunque de recibir un gol, se volverá una auténtica misión imposible.