September 17, 2019 02:42


Juego de tronos (el invierno ha llegado)

AMLO en Juego de Tronos
Qué nos enseña GoT: La perversidad de unos cuantos, vulneran a los reinos, a sus habitantes y a sus gobernantes. Nadie es perfectamente bueno o malo, pero solo cuando se logra la unión de voluntades, se puede derrotar a quien siembra cizaña en todos los reinosInternet

 

Síntesis económica

La última temporada de Game of Thrones ha llegado; apenas van en el 2° capítulo y HBO sigue ingresando beneficios contados en millones de dólares. Transmitida en 170 países y con audiencias superiores a los 25 millones de televidentes por capítulo (incluye repeticiones, streaming —sin piratería), la serie entra en el club de las más costosas, variando el costo de sus capítulos de 4 (los primeros) a los 10 millones de dólares por capítulo en esta 8ª temporada.

Síntesis trama

Dragones, 7 reinos, un muro, lobos, mucha sangre y violencia, personajes que pelean por el trono, situados en la época fantástica-medieval, todo basado en los libros de George R.R. Martín quien obtuvo el premio Locus (a novela fantástica) en 1997. Es una serie épica que merece verse.

El reinado de los muertos

Esta última temporada (8ª) lleva por título el reinado de los muertos. Semejanza con un país donde el número de muertos aumentan y el nuevo “reino” señala que se deben a las acciones de los “reinos” pasados. Ver encuesta aquí.

Sin lugar a dudas los muertos se pueden contabilizar por cada uno de los reinos, pero las “herencias” tienen un límite y a partir de dónde se tienen que contabilizar cómo parte de las responsabilidades del nuevo reinado.

El problema, es que tanto el gobierno en turno, como la oposición luchan por el “trono” y no se dan cuenta de la oleada de muertos que cavarán y acabarán con el país. Porque no se debe ver como enemigo al gobierno o a la sociedad –sea organizada o no. El verdadero enemigo es el crimen organizado; la violencia ejercida sobre inocentes y sembrando un pánico siniestro. Nadie está seguro en una tierra donde la ley no existe y el Estado no puede dar garantías suficientes de protección.

En lugar de desgastarse culpando a unos y a otros (al pasado que no vuelve y a quien empuña el timón), se debería tratar de trabajar en equipo y entender que el verdadero enemigo ya ha usurpado algunas partes del territorio nacional; municipios, capitales y a miles de personas que “trabajan” para ellos.

Nos pasamos dividiéndonos, sin darnos cuenta, que el peor mal se encuentra tan cerca y se goza de cómo nos debilitamos más, sin hacer un frente común.

El muro

En el caso de México, el muro es diferente al Juego de Tronos, aunque en ambos casos simboliza el rechazo, el miedo a lo desconocido y de cierta forma la defensa. En GoT es algo parecido al castigo tener que defenderlo. En la vida real de nuestro país, pareciera un “castigo” que Trump lograra su construcción. Sin olvidar que, de cierta forma, el tener que atravesar al “otro lado” también es un castigo forzado por no tener esperanzas en nuestra patria.

Compra de aliados

Los aliados comprados —sean políticos, empresarios, prensa o ciudadanos— duran lo mismo que su salario o dinero dado. Una vez que este se acaba, se ponen al mejor postor. Triste; usado durante tanto tiempo y hoy todavía, sin embargo no es la forma de construir o fortalecer un reino.

Así también, lo anunciado por Andrés Manuel, que la violencia disminuirá en base a los programas de corte social, no será tal. Pues se debe buscar la cohesión ciudadana. Para ello, se requiere castigo al crimen, cero impunidad y solo con ello y ahí sí, acompañados de una política social integral y congruente, se puede disminuir la incidencia delictiva. Si no se frena la impunidad, la violencia continuará de forma rampante. En todos los niveles.

Qué nos enseña GoT

La perversidad de unos cuantos, vulneran a los reinos, a sus habitantes y a sus gobernantes. Nadie es perfectamente bueno o malo, pero solo cuando se logra la unión de voluntades, se puede derrotar a quien siembra cizaña en todos los reinos.

El mejor gobernante no es una inocente palomita; está dispuesto a muchas cosas para lograr el poder. Pero la única forma de sacar adelante su reino, es construirlo y crear orgullo en toda su población de pertenecer al mismo.

¡Drakarys!

0
comments
view comments