Huracanes: Juan Ramón de la Fuente y la UNAM; Preciado y Colima, apagón con aroma de política

Ese oficialismo que hoy critica, fue el que llevó a Juan Ramón a conducir, con buen acierto sin duda, a la Universidad Nacional.

1.- La corriente encabezada por el ex rector Juan Ramón de la Fuente que se opone a la propuesta del Dr. Sergio Alcocer para dirigir la máxima casa de estudios de la región, o más claramente dicho, Juan Ramón de la Fuente EL CAPRICHO que trata de imponer al director de la facultad de medicina como sucesor de José Narro Robles, trae como argumento en contra el hecho de que Alcocer, el favorito para llegar a la rectoría, proviene de una propuesta del gobierno federal.

Por principio eso no es totalmente cierto, como se pudiera argumentar también que el director de la facultad de medicina es la propuesta del ?oficialismo? ya prácticamente caciquil ?delafuentista?.

¿Acaso en su momento el propio Juan Ramón de la Fuente no llegó a la rectoría de la UNAM directamente de la Secretaría de Salud, cargo que ocupó en el régimen encabezado por Ernesto Zedillo, o sea del gobierno federal?

¿Y no recuerda el ahora llamado ?rector ciudadano?, convertido en ajonjolí de todos los moles ?independentistas? para la candidatura 2018, que fue el mismo gobierno del presidente Ernesto Zedillo quien le quitó de encima al CEU, con todo y el Mosh y Rosario Robles como principales activistas de ese movimiento, en un operativo que los desalojó de Ciudad Universitaria en un operativo encabezado por el entonces sub procurador Everardo Moreno?

De tal manera que ahora De la Fuente, personaje ciudadano que aspira a ser candidato presidencial independiente en el 2018, impugna un ?oficialismo? en favor del Dr. Sergio Alcocer para llegar a la rectoría de la UNAM para beneficiar su continuidad a través de su propio oficialismo.

Ese oficialismo que hoy critica, fue el que llevó a Juan Ramón a conducir, con buen acierto sin duda, a la Universidad Nacional.

Pues parece que al famoso psiquiatra ya le está haciendo falta que se recete alguna píldora para la memoria.

Porque la verdad no se anda viendo muy congruente en la nada fácil tarea de mantener su cacicazgo.

2.- En Colima desde que los tribunales electorales decidieron la anulación del reciente proceso electoral para elegir gobernador, muchos observadores políticos le dieron al acontecimiento una lectura política inmediata.

Esa decisión de anular las cerradas elecciones colimenses, enrarecidas en las últimas fechas por el atentado que sufrió el mafioso ex gobernador de la entidad Fernando Moreno Peña, tuvo para muchos un fuerte tufillo a ?concertacesión?.

En beneficiario de ella, obviamente sería el PAN.

Sin embargo, apenas ayer en el recorrido que realizó el presidente Peña Nieto por las zonas afectadas por el huracán Patricia en Colima, la aparición en el mismo del panista Jorge Luis Preciado, quien no se caracteriza por cierto por su buen tacto político, recibió un comentario del primer mandatario que debió llenar de alegría al presidente del PRI Manlio Fabio Beltrones.

Peña Nieto le dijo a Preciado cuando lo vio en el recorrido que realizaba por la zona siniestrada: ?Vienes a ayudar o andas en campaña?.

De inmediato se escucharon gritos de la muchedumbre que acompañaba al presidente decir algo así como: ?Qué bien lo conoce?.

Lectura final de ese episodio: no hay señales de concertacesión y entonces no hay nada todavía para ni para el PRI ni para el PAN en la próxima elección extraordinaria que tendrá que celebrarse para elegir gobernador colimense a efecto de reponer el proceso anulado.

3.- El llamado apagón analógico que podría dejar en enero del próximo año a más de cinco millones de mexicanos sin poder acceder a la televisión abierta por no haber tenido la suerte de recibir la ayuda necesaria para pasar a la era digital, toma un sesgo muy interesante a partir de las declaraciones del dueño de TELEVISA, Emilio Azcárraga Jean, a favor de que las instituciones responsables de llevar a cabo el apagón consideren la afectación de esos millones de mexicanos que resultarán afectados.

Sin duda que sorprende la toma de posesión en este asunto de una de los mayores empresarios de la telecomunicaciones en México en favor de quienes resultarán afectados por el apagón.

Y algo habrá de esperarse de este debate abierto en relación a las decisiones que habrá de tomar el gobierno al respecto.

Pero más interesante será empezar a descubrir que segundas, o hasta terceras, intenciones tiene la estratagema de Azcárraga Jean.

¿Populismo de TELEVISA?

¿Nueva forma de competencia dentro de los actores del espacio abierto de las señales de TV Mexicana?

¿O Azcárraga ya tiene un candidato presidencial para el 2018, con partido o independiente, que necesita cualquier tipo de banderas para ganarse grupos, corrientes y organizaciones que tengan una causa que de verdad represente el interés de grupos con capacidad de influir en los próximos resultados electorales 2018?

TELEVISA regresa de lleno a la política y a formarse llaman.

0
comentarios
Ver comentarios