jueves 15 de noviembre de 2018 | 01:57
Columnas

Para atrás

@jamelendez44 dom 11 may 2014 15:39

Urge reactivar el mercado interno y tiene mucho sentido la propuesta de Miguel Ángel Mancera: aumentar el salario mínimo, que ha caído más de 76 por ciento en los últimos 30 años.

El INEGI, que es autónomo y está en manos de un personaje ligado al PAN, Eduardo Sojo, nos acaba de informar que estamos en recesión. Ante esa terrible y certera noticia, salieron de volada a refutar lo dicho tanto el secretario de Economía, Idelfonso Guajardo, como un empresario del salinismo, Claudio X. González.

Dijeron: no estamos en recesión sino que la economía se ha desacelerado. Algo que no es lo mismo pero casi igual para el bolsillo de los mexicanos y para el optimismo de los que buscan empleo, no se diga para la venta de productos, ya que hasta las grandes tiendas se quejan que ha bajado la adquisición de sus mercancías.

Que el asunto es trágico, lo muestra que hasta la venta de automóviles ha descendido 8 por ciento. Lo que mantiene alguna expectativa en la economía es que las exportaciones, sobre todo a EU, subieron 9 por ciento. Ello muestra, claramente, que dependemos cada vez más de que nuestros vecinos norteños tengan un buen año pues de lo contrario nos irá peor que en viernes de dolores.

La dependencia a los yanquis es cada vez mayor, por eso las porras al TLCAN y los recibimientos amplios a la Iniciativa Mérida. Grave, terrible, pero así es la realidad.

Por eso urge reactivar el mercado interno y tiene mucho sentido la propuesta de Miguel Ángel Mancera: aumentar el salario mínimo que ha caído más de 76 por ciento en los últimos 30 años. Sólo de esa manera creceremos a tasas mayores y no con la entrega del petróleo al extranjero.

Pero mientras se llevan a cabo determinaciones serias, Peña Nieto se toma la foto con actores famosos (Kevin Spacey el personaje central de la serie House of Cards) para tratar de soslayar el debate planteado  por  Alfonso Cuarón.

[email protected]

@jamelendez44