Ginebra, 9 Mar (Notimex).- El presidente de la Comisión de Investigación de Naciones Unidas (ONU), Philippe Kirsch, señaló hoy que continúan serias violaciones de derechos humanos en Libia tales como tortura, detenciones arbitrarias y desapariciones forzadas.

En rueda de prensa en Ginebra, el juez canadiense recomendó al Consejo de Derechos Humanos (CDH) ayudar al gobierno interino de Libia a concretar sus esfuerzos para detener y castigar los abusos a las garantías individuales que siguen ocurriendo en ese país.

Un informe sobre la situación en Libia, presentado por Kirsch al CDH, afirma que tanto las fuerzas leales al depuesto y asesinado Muamar Gadafi, como las fuerzas opositoras "cometieron crímenes de guerra".

El reporte, sin embargo, especifica que solamente el ejército de Gadafi cometió crímenes contra la humanidad ya que perpetró asesinatos, desapariciones forzadas y tortura "de manera sistemática y generalizada contra la población civil".

Kirsch recomendó por otro lado investigar más sobre la muerte de Gadafi, ya que con las pruebas que cuentan pudieron reconstruir los eventos que precedieron a su muerte.

Sin embargo, le fue negado el informe sobre la autopsia el cual fue solicitado varias veces, por lo cual no pudo concluir sobre las circunstancias exactas de la muerte.

El experto pidió de igual manera más investigaciones sobre los ataques aéreos de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), que mataron al menos a 60 civiles e hirieron a unos 55 más.

Kirsch anunció que la titular del Alto Comisionado de la ONU para Derechos Humanos, Navi Pillay, tiene ya en su poder el sobre lacrado con los nombres de quienes cometieron crímenes contra la humanidad y crímenes de guerra durante el conflicto armado en Libia.

"Las autoridades libias pueden romper con la herencia de Gadafi aplicando la ley e investigando todas las violaciones, sean quienes sean los autores", concluyó el informe presentado en Ginebra.

NTX/GS/MGT/