miércoles 22 de octubre de 2014 | 07:35
Columnas

Los Bribiesca, Carlos Morales Gil, César Nava y Banamex. ¿Robas y te vas?

@jlca007 lun 3 mar 2014 07:39

La verdad es que pasa que como dijera el clásico de la época delahuertista, los están acusando de corruptos, no de pendejos. 


Así como la PGR de Jesús Murillo Karam está obligada a hacer valer la palabra presidencial de investigar hasta el fondo a los cómplices del Chapo Guzmán en el lavado de dinero, sean empresarios o políticos, ahora las autoridades de Hacienda y la propia PGR deben dejar muy claro TODO lo que ocurrió en el ofensivo caso de la empresa naviera Oceanografía.

Circulan en el medio periodístico varias grabaciones entre los personajes implicados en el fraude a BANAMEX perpetrado por Oceanografía.

Me llegó una de ellas en donde se escucha una voz que puede ser la del recientemente defenestrado como subdirector de PEP (Pemex, Exploración y Perforación) Carlos Morales Gil.

Yo jamás he hablado con el señor Morales. Por lo tanto no conozco el tono de su voz.

Pero su interlocutor, un bróker dedicado a la venta y renta de barcos reconstruidos, le decía con mucha familiaridad “Morales” y también le decía que con PEP él (Morales) y su empresa naviera podrían ganar comisiones de más de 500 millones de dólares al año.

PEMEX debe investigar si este hombre, Carlos Morales Gil, recomendó en algún momento de sus doce años de poder absoluto en la asignación de los contratos más jugosos que otorgó la paraestatal, favoreció o intercedió por un bróker de Houston para que le rentaran barcos chatarra.

Por otra parte, Morales Gil y su delegado de PEP en Tabasco, Baudelio Prieto, cometieron uno de los latrocinios más escandalosos que se hayan dado en perjuicio de PEMEX.

Perforaron con tecnología obsoleta más de 400 pozos, que ahora son llamados “Pozos Secos”, que quiere decir que simplemente no dieron producción alguna de crudo en la zona de Tabasco.

¿Cuánto costó ese despropósito de Carlos Morales y Baudelio Prieto (quien por cierto sigue en funciones como encargado de PEP en Tabasco) al erario de PEMEX?

Millones de pesos DIARIOS.

La mecánica de esa forma de corrupción es predecible. Yo funcionario contrato a una empresa perforadora que tenga tecnología obsoleta para que trabaje y no asegure resultados positivos. Salga o no salga petróleo en la zona perforada, la empresa de todos modos le cobra a PEMEX. Y de allí se presume que Morales y Baudelio Prieto recibían pingües comisiones.

En uno de los números del año pasado la revista Líderes destacó un amplio reportaje sobre Carlos Morales Gil (como si fuera un magnate del petróleo y no un simple empleado de PEMEX) en el que pondera su capacidad como funcionario.

Lo cierto es que durante la gestión de Felipe Calderón, PEP a cargo de Carlos Morales Gil hizo que bajara sensiblemente el volumen de barriles de petróleo que producía PEMEX.

Y nos aseguran nuestras fuentes que cada año en el sexenio de Felipe Calderón, Morales Gil pedía más presupuesto y se lo daban. Y el resultado fue siempre el mismo: más perforaciones fallidas por la tecnología que utilizan los consentidos de Morales y Baudelio y menos barriles de petróleo para PEMEX.

Y de esa impronta nauseabunda de corrupción se llega ahora al descobijadero del caso Oceanografía. Los hijos y el hermano de Marta Sahagún seguramente dirán que no les pueden probar nada. De los sobornos por supuesto.

La verdad es que pasa que como dijera el clásico de la época delahuertista, los están acusando de corruptos, no de pendejos.

Pero de que el empresario dueño de Oceanografía y los funcionarios coludidos en PEMEX pueden testificar la manera en que los Bribiesca operaron el tráfico de influencias, eso es totalmente factible y la PGR debe considerar como prioritaria esa línea de investigación.

Y aparecerán entonces nombres como el de César Nava, calderonista de hueso colorado ahora metido en la campaña de Ernesto Cordero para llegar a la presidencia nacional del PAN, los funcionarios de BANAMEX que, otra vez, estén envueltos en un caso de corrupción que puede tipificarse incluso como lavado de dinero.

Los funcionarios de BANAMEX lavaron dinero del dueño de Oceanografía y de los Bribiesca, esta vez no dinero del crimen organizado.

Pero nadie en sus cinco sentidos puede aceptar que los funcionarios de BANAMEX que operaron los créditos a Oceanografía no sabían la manera en que funcionaba esa fantasmal e irregular empresa.

Y también que en los altos ejecutivos de Citi Group no tengan un sistema de información eficiente que les salve de una posible comisión de lavado de dinero a causa de los movimientos sospechosos de sus estamentos gerenciales.

La sociedad ya no admite que se hagan denuncias tan graves y ofensivas para una nación tan empobrecida como México y que al final no pase nada.

Como dijera otro clásico: Ya no es posible que la PGR diga a Morales, a los Bribiesca, a César Nava, a los funcionarios de Banamex o al dueño de Oceanografía, simplemente algo así como “bueno, robas y te vas”.

Se agotó el tiempo de una sociedad espectadora que deja paso a una sociedad actora.

La credibilidad del gobierno peñista está en un grave riesgo si se les escapan los responsables del saqueo a PEMEX y de las irregularidades operativas de instituciones como BANAMEX.

EN TIEMPO REAL.

1.- La reacción de escándalo que ha provocado el intento de instalar parquímetros en el centro histórico de Coyoacán exhiben, una vez más, la insensibilidad y desinformación del controvertido delegado Mauricio Toledo. Este político es un agravio para la delegación. Sus negocios en relación a los permisos de uso de suelo y otros más que conocemos los vecinos del centro histórico de Coyoacán, han calificado a Toledo como un peligro para una de las zonas patrimonio de la humanidad que existe en la ciudad de México.

2.- Dante Delgado y Movimiento Ciudadano siguen avanzando en la zona centro del país. Con el jalisciense Enrique Alfaro como nuevo factor de convocatoria en la organización política mencionada, recientemente los dirigentes estuvieron en León, donde tuvieron una respuesta ciudadana mucho mayor que la última que tuvo López Obrador con MORENA cuando visitó esa plaza. Movimiento Ciudadano será un partido sorpresa en el centro del país en el 2015.